-70-

65 6 3

DAEHYUN POV

Al otro lado del teléfono, Himchan no sonaba tan feliz de hablarme. La preocupación estaba casi impregnada en cada palabra que usaba, así que entendí que se trataba de algo urgente. Tenía que despedirme de ella una vez más, pero esperaba que de ahora en más fuéramos nosotros quienes controlaran las cosas, y la próxima vez que nos viéramos no estuviera tan lejos.

Aun así, y de alguna manera, podía sentir la tristeza que irradiaba mientras yo me alejaba. Parecía que tenía muchas cosas para decir, pero no le di la oportunidad. Quizá tenía miedo, quizá si ella hablaba, algo que no quería escuchar saldría de su boca. Suspiré, esperando que esas raras sensaciones se alejaran pronto.

Dentro de la oficina, no sólo los chicos estaban allí, sino también el Sr. Hang, a quien todos nosotros conocíamos como "el gran jefe". Su rostro se mantuvo inexpresivo incluso cuando entré y terminé haciendo un escándalo por el ruido al abrir la puerta. Miré a los demás, esperando instrucciones, pero todos mantenían sus cabezas bajas. Incluso Junhong estaba ahí. El silencio estaba convirtiéndose en algo parecido a un castigo, y todavía faltaba alguien. El Sr. Hang salió de la oficina y los suspiros de alivio se escucharon en unísono.

-Gracias a Dios que llegaste aquí antes que Yongguk.

La persona que me había llamado antes, golpeaba mi hombro.

-¿Qué sucede?

-Descubrieron que tú y Junhong salieron sin permiso.

Ok, realmente estaba en problemas. Se suponía que no debíamos ver la luz del día hasta nuestro debut, e incluso cuando teníamos el permiso de Yongguk, yo estaba seguro que se lo había mantenido en secreto a la compañía.

-¿Por qué no está aquí todavía?

-Estaba cerca. Apuesto que está a punto de llegar.

Junhong por fin habló y todos pudimos ver el pequeño tinte rojo cerca de su labio inferior. Como si de madres sobreprotectoras estuviéramos hablando, lo rodeamos esperando a que nos dijera por qué estaba lastimado, pero se quedó en silencio.

-Ya estamos todos aquí. Comencemos.

Dijo el jefe, mientras se sentaba en la silla frente a su escritorio, seguido de Yongguk. No recordaba haber estado allí antes, pero sabía que el día que sucediera, nada bueno saldría.

-Quiero saber cómo es que un empleado de la compañía vio a dos de ustedes en un restaurante frente al río. Quiero que me expliquen cómo estos chicos, que se suponía no tenían que salir a ningún lado, ni siquiera a la tienda, fueron vistos almorzando con una joven mujer.

Yongguk que era el único de nosotros sentado, quiso comenzar a hablar, pero el Sr. Hang no se lo permitió.

-¿Realmente piensan que esto es un juego? ¿Creen que es fácil pagar la renta y la comida de cinco personas? ¿Pagar por los instructores y todo lo que necesitan para su entrenamiento? ¿No sufrieron todo este tiempo porque extrañaban a sus familias? ¿Quieren pararse en un escenario? ¿Realmente es eso lo que quieren? Porque a mí me parece que no.

Continuó regañándonos por un largo tiempo. Levanté la vista unas cuantas veces, solamente para ver al hombre al lado nuestro, moviendo su pierna debajo del escritorio, tomando su reloj y mirándolo varias veces. Escuchaba, pero no le importaba.

Había notado los cambios, pero pensé que se trataba de sus continuos cambios de humor. Ni siquiera me detuve a pensar que algo estaba mal.

I'm gonna make you love me  [BangYongguk]¡Lee esta historia GRATIS!