C A P Í T U L O S E I S

3K 350 51


Disculpen la tardanza...

Lxs quiero.

~~~~~~

-Ha-hablar, ¿De qué? -Frunció levemente sus cejas.

-De su trabajo, señor Tomlinson. -Su sonrisa había desaparecido y ahora una imagen algo intimidante se presentaba frente a Louis. Harry con sus labios formando una línea recta y ojos oscuros sin expresión alguna.

-¿Qué sucede con mi trabajo? -Su voz vibró.

-Ya lo he hablado con Malik y con los otros socios, ninguno intervino en mi decisión...

-¿Qué decisión? -Lo interrumpió. Los ojos del mayor demostraron enfado.

-No me interrumpas. -Ordenó feroz.

-Lo-lo sien-to. -No pudo evitar tartamudear mientras sentía el miedo colarse entre sus huesos. El más que nadie conocía lo feroz y malhumorado que era el oji-verde, lo que menos quería era hacerlo enfadar y terminar siendo golpeado o peor aún, sin trabajo.

-Serás mi nuevo asistente. -Informó sin expresión alguna en su rostro.

-Pero...

-¿Tiene algún problema con eso? -Su voz tan demandante y segura intimidaba al pequeño Louis.

-No señor... sólo que, bueno... yo...

-¿Piensa siquiera en decir algo coherente? ¿O va a seguir divagando? -Presionó, en su voz se oía algo enfadado.

-No señor. -Se apresuró a decir. -Es que... estoy muy cómodo con el trabajo que tengo ahora.

-¿Cómo subsecretario? -Pregunto burlón. -Dime la verdad Louis, me estas diciendo que te gusta pasar toda tu mañana y tarde leyendo papeles una y otra vez, encargarte de arreglar los errores de los demás al escribir algún informe, mientras que los secretarios se sientan en la secretaria a tomar café y no hacer nada,
¿Te has replanteado tus gustos? -Cuestionó.

Louis se quedó sin habla. El tenía la maldita razón, aunque adoraba su trabajo, los demás no hacían nada, sólo le entregaban sus informes y el debía hacer el resto, a veces hasta se encargaba del trabajo de los demás. Era tan ridículo.

-Además de tu insignificante sueldo. -Recordó Styles.

-¿Por qué quiere que yo sea su secretario? Hay mucha gente capacitada aquí, no todos son unos buenos para nada.

-Porque si, además te conozco, mucho. -Remarcó la última palabra, mientras sonreía cínicamente. Eso a Louis le molestó de sobremanera. ¿Acaso intentaba humillarlo?

-Lo sé. Pero eso fue hace tiempo, ¿No piensa que quizás he cambiado? -Inquirió.

-Para mi sigues siendo el mismo chiquillo de siempre Louis. - Respondió sin importancia. -Bonito y tonto. -Rió.

-No soy tonto. -Se levantó y apoyó ambas manos sobre el escritorio. Harry frunció las cejas. -Usted no me conoce.

- Louis, te conozco hasta desnudo. -La cínica sonrisa seguía allí, mientras su mirada era fría y burlona.

Louis bajó la vista sonrojado y algo apenado por el comentario.

-Eso... no viene al caso. -Su mirada estaba clavada en la madera rojiza.

-Todo viene al caso, Tomlinson.

-No aceptaré el trabajo. -Dijo convencido.

-Oh. -Harry lo miró mal. -¿Entonces se irá de la empresa? - Preguntó intentando sonar confundido.

-¿Qué? No, seguiré con mi trabajo de subsecre...

Harry se carcajeo.

-Ya no tienes ese empleo. Tu única oportunidad de seguir en esta empresa soy yo Louis. -Lo observó serio, nuevamente. -Ya debe sde saber que si no fuera por mi estarías buscando otro empleo en este momento.

-Si, lo se...

-Aún no he oído ningún tipo de agradecimiento de tu parte.

-Yo... gracias, señor Styles.

-Fue un placer. Ahora, ¿Te quedarás a mi disposición o te irás? -Preguntó.

Louis no dijo nada, se quedó en silencio pensando.

-Recuerda que si te quedas, tendrás que hacer todo lo que yo te pida, no podrás negarte a nada. -Remarcó la última palabra, saboreandola.

Louis tragó ruidosamente.

Harry sonrió victorioso.

Mi Posesivo Ex Novio (Larry Stylinson)¡Lee esta historia GRATIS!