CAPITULO 53

2.5K 425 60

Jungkook acarició su cuello e inhaló, amando el aroma de este hombre. Lamió en línea recta hasta su oreja, y luego, la mordisqueó. Se meneó sobre el regazo de Jimin, encontrando el lóbulo de la oreja de Jimin, y tiró de éste.

El pene de Jimin se levantó bajo el taparrabos de cuero, tocando el trasero de Jungkook. El pene de Jungkook se levantó, para satisfacción de su compañero. Se echó hacia atrás y desabrochó el cinturón, lo movió a un lado, y expuso el pene de Jimin.

Jungkook levantó las manos para quitarse el burka, pero Jimin lo detuvo.

-Espera. Te quiero así. Móntame.

-¿Con mi burka?

-Sí. Quiero sólo ver tus ojos.

Jimin pasó una mano sobre la espalda de Jungkook, y luego lo atrajo hacia él. Con el velo en medio, no podían besarse. Jungkook se levantó la larga bata y se sentó a horcajadas encima de Jimin, con las rodillas a ambos lados de él.

Jimin abrió el cajón de la mesa lateral y sacó un tubo de lubricante. Abrió la parte superior, roció un poco en su mano, y luego, la llevó bajo la bata de Jungkook, poniendola sobre su pene. Jungkook se quedó de rodillas hasta que Jimin terminó, y luego Jimin sostuvo su pene, Jungkook descendió, penetrándose a sí mismo en esa estupenda, gruesa, dura, carne.

-Tan bueno-  murmuró Jungkook.

Era tan bueno tener a Jimin en su interior. La completa plenitud que sentía perteneciendo a él y la mirada de ternura cambiando a una de deseo y lujuria, todo eso era maravilloso.

 La completa plenitud que sentía perteneciendo a él y la mirada de ternura cambiando a una de deseo y lujuria, todo eso era maravilloso

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

-Soy el más afortunado, el más tonto, el más tesatudo, chico esclavo del mundo.

-Sí, lo eres. Tú eres mi baby boy Jungkook. Salvaste mi vida esta noche en la jaula, y nunca te olvidaré. Sin importar lo que nos suceda.

Jimin movió sus caderas y él gritó, lamentando su placer. Nada era tan bueno como ser cogido por ese lobo.

Jimin fue su primero y sería su único, si Jungkook pudiera no ser un esclavo.

-Lo hice por ti. Por ti y por Yoongi- Jungkook se inclinó y puso su frente contra la de Jimin -Te amo Jimin.

Jimin arremetió con fuerza llegando tan profundo que Jungkook pensó que su pene lo ahogaría.

Jungkook cabalgó a su compañero, usando sus piernas para subir y bajar, encontrándose con los empujes de Jimin, sus cuerpos golpeando juntos, Jimin gruñía y Jungkook gemía.

Jimin tomó el pene de Jungkook por debajo del burka y comenzó a masturbarlo. Esa hermosa mano, tan tierna, acarició la erección de Jungkook. Pasó el pulgar sobre la cabeza, y luego hacia abajo, arrastrando las perlas fugadas para suavizar su camino.

 Pasó el pulgar sobre la cabeza, y luego hacia abajo, arrastrando las perlas fugadas para suavizar su camino

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.
Peleando Por Ti (Jikook)¡Lee esta historia GRATIS!