Prólogo.

357 52 12
                                                  

Los rechinidos de la enorme bestia mecánica se producían en ecos entre su mente. El traqueteo como golpes de tambores anunciando la llegada. El tren se detuvo.

Estaba pálido, solo con el pantalón puesto, aguantando el aroma pestilente a su alrededor mientras se fijaba en la mano tiritando entre sus dedos.

Momento equivocado.

Ellos estaban en el momento y lugar equivocado. Su madre le miraba con ojeras moradas bajo sus preciosos azules. Lo sabía, el pensamiento de ella era alivio, por su físico pensaba que no sobreviviría tal calvario. Pero lo hizo, Steve Rogers soporto el traslado en el tren a Auschwitz.

Los soldados de las SS abrieron la puerta de golpe para gritar, vociferando en su lengua, el acento remarcado.

El sol les cegó, obligandole a llevar una mano a sus ojos. Su boca necesitaba agua y su estómago alimento. Les sacaron entre empujones y a punta de amenazas con los cañones de las armas contra suyo.

Pasaron entre los cadáveres de el vagón, sus pies sintieron el frío del suelo de graba.

Steve pensó que podía contar con facilidad a los que conformaron la fila, recordando que al principio eran tantos que les introducían apretujados entre ellos. Bajo la vista al suelo, al principio del traslado era difícil encontrar un espacio, pero después fue peor, tener que pelear por la misma razón contra los cadáveres.

Le apretaron el hombro para jalarle con facilidad, se tropezó con sus propios pies, le preguntaron su edad pero titubeo aún confundido. Molesto un soldado le dio un golpe en la espalda para caer sobre sus rodillas, le tomaron del cabello hasta la fila de ancianos y niños.

"Esa fila es la muerte rápida. " El sonido de la voz en su cabeza le hizo luchar, la misma advertencia del joven judío que logró escapar de un campo de concentración.

Él mismo al cual no le creyó.

--¡No! ¡Madre!

Alzó la mano a una desesperada muestra de ayudar a Sarah que le abofetearon con fuerza.

--¡No la toquen!

Entre la lucha una hoja de papel apareció, saliendo de su bolsillo sin que se percatara.

Un grito fuerte detuvo el escándalo, alzó la cabeza cuando se golpeó el rostro en el piso, unos zapatos de tacón perfectamente lustradoz, subió poco a poco hasta mirar el rostro de una bella mujer, labios rojos, castaña.

--¿Tú hiciste esto?

El pedazo de papel se mostró, una mujer con un niño entre brazos aferrandose al cuerpo del pequeño en representación.

--¡Contesta!

--Yo lo hice...

Margaret sonrió ante la voz de sus labios resecos. El látigo en sus manos produjo un siseo cuando la mujer jugusteo con la superficie de cuero satisfecha, Steve se sintió extraño ante la mezcla de la belleza de la uniformada con la maldad en sus ojos mas el látigo que llevaba.

Un movimiento de cabeza y los soldados le lanzaron con una patada devuelta a los brazos de Sarah.




-------------------------Stony-------------------------
La historia esta basada en la vida de Elle una niña de 13 años quien tuvo la ventaja de dibujar en tiempos del Holocausto. Se me ocurrió después de mirar un Fanart Stony.
Declaró que es difícil representar a las víctimas de tal infierno a como ellos lo sufrieron. Nadie mas quienes estuvieron en ese punto lo saben.

Escribí la misma idea en una publicación de Fanfics Stony, WinterIron, Stucky, Thorki etc.

Espero les guste.
:3.

Stony. Auswhitz.Donde viven las historias. Descúbrelo ahora