-no llores Miyo, siento mucho haberte arrastrado conmigo y mis experimentos-poco a poco comencé a tranquilizarse y decidí burlarme un poco de ella-valla no se supone que eres mayor que mi

Miyo: no porque sea mayor que ti no signifique que no llore-dijo ruborizada

-eres una vieja llorona

Miyo: soy una niña...quiero decir una... ¡soy una vieja!-dijo alterada de su cruda realidad y de un momento a otro estaba en un rinconcito repitiendo la palabra "vieja" y formando pequeños círculos en el suelo con su dedo índice

-e...e...Espera no quería ofenderte-dije nerviosa-solo quería subirte el animo

Miyo: ¡piensas que diciéndome vieja estaré feliz de la vida!-dijo con algunos colmillos demoniacos

Estaba temblando de los nervios, no sabía que decirle para calmarla

-tengo una idea-solo tenía una opción, el soborno-vamos olvida lo que te dije, arreglemos este pequeño accidente con una cantidad considerable-le dije inocentemente

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

-tengo una idea-solo tenía una opción, el soborno-vamos olvida lo que te dije, arreglemos este pequeño accidente con una cantidad considerable-le dije inocentemente

Miyo: y como lo arreglaras-dijo con una mueca de curiosidad

-te comprare todo el pescado que quieras

Miyo: pes...pescado-empezó a salir un hilillo de baba por la comisura de sus labios y en sus ojos se formaron una imagen de pescado

-si la que quieras-genial, acabo de meterme en un problema, ahora de donde sacare el dinero

Miyo: ok acepto tu regalo, ahora dame el pescado-dijo entusiasmada

Di un suspiro y comencé a dirigirme al pueblo pero Miyo me detuvo

Miyo: nee podemos esperar el pescado-la mire confundida-¿piensas dirigirte al pueblo con esa ropa?

Me di cuenta que mi ropa estaba toda desintegrada solo unos pequeñísimos trapos me tapaban las partes más importantes

-hay no y ahora qué hago-cogí mi bolso y las otras ropas estaban húmedas-bueno no tengo más opción que ponérmelo así-agarre un conjunto de ropa

-hay no y ahora qué hago-cogí mi bolso y las otras ropas estaban húmedas-bueno no tengo más opción que ponérmelo así-agarre un conjunto de ropa

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.
Estupido Amor ¡Lee esta historia GRATIS!