Narra Brenna.

Zayn no bromeaba cuando dijo que nuestra luna de miel sería en Paris, después de nuestra boda nos quedamos en casa por una semana, no quisimos tomar las 15 días que la empresa nos da por la luna de miel, ya que estaremos fuera por un tiempo, además necesitaba esos días para cuando estuviera con mi bebé. Durante esa semana sólo pensábamos en el bebé que viene en camino, y llegamos a la conclusión de que si es niña se llamará  Brooke, pero si es niño Zayed, escoger un nombre no se hizo tan difícil como pensé que sería, Zayn realmente quería ese nombre para el bebé, si era varón. En ese mismo mes se cumplían dos años de la muerte de Trisha, Zayn fue al cementerio antes de marcharnos a París, para él no era la primera vez que iba a visitarla, pero para mi si, lo cual fue inevitable no llorar.

Flashback.

Estábamos a un día de irnos a París, así que Zayn decidió llevarme con él al cementerio, durante todo el camino no dije nada, solo me mantuve ahí junto a Zayn, era lo mas que podía hacer, él se mantuvo callado todo el tiempo, por lo que me daba miedo decir algo. Cuando estuvimos allí, el camino hasta donde se encontraba enterrada Trisha, la manera tan cruel en la que ella murió me da rabia, ella no merecía eso.

Zayn se arrodilla frente a su tumba y deja las flores sobre ésta, no dice nada solo esta ahí mirando, él se sienta en forma de indio sobre el pasto y el silencio sigue intacto, miro el nombre en la lápida y tan solo eso hace que mis lágrimas se deslicen por mis mejillas, Zayn abre la boca para decir algo pero no lo hace, quizás esta acostumbrado a venir solo y hablarle aunque no esté, se que es la única manera en la que él se siente mas cerca de ella.

"Si quieres te espero en el coche"- le digo al mismo tiempo que limpio mis lágrimas.

"No, está bien"- apenas susurra, yo solo asiento a pesar de que el no me mira. Permanezco de pie a su lado, hasta que él por fin dice algo.

"Hola mamá"- algo es algo, no esperaba que se quedara callado por mucho tiempo.

"Hoy vine con Brenna"- murmura y hace ademán para que me siente a su lado, hago lo que me pide y él toma mi mano con la suya para luego entrelazarlas.

"Hice lo que me pediste antes de..., irte, no la dejé ir, ahora es mi esposa y estamos esperando un bebé, mañana nos vamos a París, todo esta saliendo bien, pero aun así tu presencia hace falta"- dice al mismo tiempo que aprieta mi mano.

"Las chicas están otra vez en mi vida, Doniya se recuperó con el tiempo, en cambio Waliyha se parece cada vez mas a ti, en un par de años va a ser difícil verla y no pensar en ti"- dice sin apartar la mirada de la lápida.

"Te amo mamá"- murmura con voz entrecortada, se que se está haciendo el fuerte para no llorar, pero yo soy todo lo contrario verlo de esta manera me parte el alma en pedazos. Después de un largo silencio él besó mi mejilla, para luego caminar al coche.

Scape | Z.M ¡Lee esta historia GRATIS!