Capitulo especial "Luffy parte 2"

66 10 0

POV LUFFY

Miramos sorprendidos los que estaban enfrente de nosotros, era una caverna, una caverna echa de diamantes 

Miramos sorprendidos los que estaban enfrente de nosotros, era una caverna, una caverna echa de diamantes 

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

Yiko tenía una mirada llena de encanto, sus ojos brillaban por la bella escena que estaba apreciando

Yiko: este lugar es...es hermoso-se le formo una linda sonrisa en su rostro

Ver esa expresión en ella me ponía muy feliz, me gustaba ver a Yiko de esa forma, algunas beses la veía seria, otras ponía una extraña mirada... ¿psicópata? Bueno en realidad no sabía exactamente que era pero cuando ponía esa mirada me ponía los nervios de punta, pero esta vez se la veía muy bonita con esa sonrisa pegada en su rostro, sin darme cuanta mi cara estaba caliente

-Yiko mi cara está caliente, me estoy quemando internamente, ¡ayúdame! –dije desesperado y comencé a golpearme en la cara

Yiko: espera Luffy, no te golpees tan fuerte-me agarro de ambas manos para detenerme-estás loco, no vuelvas hacer eso tal vez solamente tengas fiebre-se acercó demasiado a mí a tal punto de poner su frente en la mía haciendo que se me calentara más la cara-no, no tienes fiebre debe de ser solo tu imaginación-se separó de mí y me soltó las manos-no tienes nada así que no te preocupes

Yiko comenzó a explorar el lugar mientas que yo intentaba tranquilizar los latidos de mi corazón, por una extraña razón solo esto pasa cuando estoy cerca de la peli morada, que frustrante

De la nada pude distinguir en la parte de arriba de la cueva un diminuto hueco que mostraba una luz brillante

-bien, ya encontré la salida, gomu gomu no

Yiko: pe...pero si esto es-no le preste atención

-gatting-comencé a golpear ese punto y la cueva comenzó a temblé...otra vez

Yiko: es...espera un momento...Luffy-dijo un poco alterada

-ya encontré la salida, Yiko vámonos-la cogí de la cintura y di una brinco para salir de ahí antes de que nos dejaran atrapados otra vez

Yiko: ¡nooo!, hay estaba la-se quedó callada cuando una enorme piedra callo en el lugar en donde estaba ella, pude ver que abrió los ojos preocupada al ver una gran roca caer en el lugar en donde estaba ella antes

Antes de que nos cayéramos nuevamente hay, me agarre de una rama del árbol más cercano y me agarre con fuerza hay

-vez Yiko, pude encontrar la salida

Yiko: ...eres un idiota-murmuro- hay estaba la llave

-¿una llave?-estaba mas que confundido

Yiko: -suspiro-no tiene ningún sentido enojarme contigo, además tu no sabías nada-alzo la mirada y me miro seriamente-pero para la próxima escúchame antes de actuar, o sino juro que te lo are pagar bien caro

Estupido Amor ¡Lee esta historia GRATIS!