Vuelo 1

227 28 7

¡Maldecir no es de señoritas!

–Caleb

¿Te conozco?

–Odette

¡Soy tu vecino! Nuestras ventanas están juntas desde que teníamos 10.

–Caleb

Claro que eres mi vecino, idiota. Sino ¿por qué los aviones de papel vendrían de tu ventana hacia la mía? Solo dime ¿por qué estás hablándome tú, el rey de los gorilas unineuronales que se denominan a ustedes mismos "populares"?

Odette

Pues, maldecir no es de señoritas. ¿Gorilas unineuronales? Se van a reír cuando les cuente de este apodo.

–Caleb

¿Qué haces espiando en mi ventana para ver cuando digo o no maldiciones? Y por si aún no lo sabes, me di el golpe del siglo en el dedo meñique del pie, eso merece mil groserías.

Odette

Pfff... Ya quisieras que yo te espiara ;). Tú grosería la escuchó todo el continente, no es necesario estar al pendiente de tu aburrida vida.

–Caleb

¿Y qué más te da si digo o no groserías, cretino? Eres molesto, pero mi educación no me permite ignorarte.

Odette

¿Tu dedicación? Ja.
Mis oídos se contaminan con tus vulgaridades :P

–Caleb

Claro, es que tú eres la virgen María. Lo se por las fiestas masivas que haces cada semana.

Odette

Mira quién es la acosadora ahora 7u7. Ya hasta sabes mi itinerario.

–Caleb

No pongas esa carita, es tan 2008. Y deja de molestar, estoy estudiando.

Odette

7u7

–Caleb

Joder, esa pelota me dio en la parte que ni el sol debe tocar. Demonios.

–Caleb

¡Maldecir no es de señoritos!

Odette

Consíguete tu frase, se creativa. Además, no aplica. Los hombres podemos decir groserías. Oh y por cierto, si querías tener contacto con Caleb Jr. Solo tenías que pedirlo.

–Caleb

Yo no veo ningún hombre. Pfff, no gracias. Ni por todo el té de China. A propósito, tu comentario me parece malditamente machista.

Odette

Claro que sabes que soy un hombre.Todas mueren por mi, hasta tu, la friki y ratón de biblioteca. A propósito, mi comentario no es machista, es más bien realista.

–Caleb

–¿Por qué no contestas? ¿Te molestaste?

–Caleb

¡Espera! ¡No cierres la ventana!

–Caleb

Muy bien, cerraste la ventana.

–Caleb

Bien, solo quería saber si te encontrabas bien, después de que te oí gritar. Es solo eso.
Okay, esto no voy a jodidamente enviarlo.

–Caleb (Avión tirado a la basura).

Maldecir no es de señoritas¡Lee esta historia GRATIS!