Una velada sin igual

3.6K 94 1


capitulo 21


-Padre, lo siento enserio, pero no te acompañare a Colombia, tengo cosas importantes las cuales no quiero dejar y ellas son muy preciadas para mi; dame la oportunidad de buscar a mi hermana, la convenceré de que tome la gerencia de tu empresa, haré lo que este a mi alcance y mas, solo te digo que no me obligues a ir contigo-

-Esta bien Frank, busca a tu hermana, ella debe estar acá en New York, pues este fue el ultimo destino que marco en su pasaporte, búscala y convencela, pero para esto tienes solo un mes, pues no puedo esperar mucho, entre mas tiempo este en aquella oficina, mas enfermo me pondré-

-Entiendo padre, tendrás noticias mías muy pronto-


Luego de hablar con mi padre, este cogió rumbo al aeropuerto, yo me dispuse a descansar hasta que el ruido de mi celular me despertó; tenia dos mensajes de Erika que decían algo sobre ir a la casa de Jessica, me puse de pie y le escribí que iba en camino. Después  de vestirme salí de mi casa y fue hasta la de jessi, toque la puerta de esta y me abrió Erika, estaba un poco confundido del porque de la reunión, fuimos hasta la sala y allí estaba jessi, quien al verme entro en pánico haciéndome sentir incomodo, pero las palabras de erika me tranquilizaron un poco.

-Jessica no te tiene asco Frank, simplemente esta un poco asustada de ver a un hombre luego de lo que sucedió con ese maldito de Jhon, pero por esa razón te llame, yo hable con jessi y esta dispuesta a todo para perder su miedo, así que esta noche tu y yo la trataremos muy bien- 

por alguna razón las palabras de Erika no me aliviaban, y cuando se quito la camisa que traía encima me sorprendí aun mas, aquella la enrollo y utilizo para vendar los ojos de jessica, no sabía que estaba sucediendo, pero erika se acerco a mi y me dijo al oído.

-Quiero que la toques y hagas todo lo que siempre le has querido hacer, solo por esta noche te doy permiso- 

Al oír a Erika camine despacio hacia jessica, quien estaba sentada en el sofá de la sala, tenia sus piernas cerradas y sus manos encima de estas, con gran cuidado me senté a su lado y cuando noto mi presencia empezó a temblar, Erika también se acerco y se sentó al otro lado del sofá; ella empezó con el tratamiento, llevo una de sus manos a la boca de jessica y la metió en ella de una manera muy brusca, jessica respondió ha aquella acción des preocupadamente, empezó a utilizar su lengua para lamer los dedos de la mano de Erika, y poco a poco empezó a chuparlos lentamente, se podía ver como se iba formando un rasgo de saliva que salia de su boca y humedecía sus labios. Yo por mi parte me llene de valentia y lleve mi rostro hasta el torso de jessica, levante su camisa y empece a lamer su barriga, su morena y delgada figura era manjar para mi lengua, la cual empece a pasar por todos lados hasta llegar a su cintura, la cual tome con mis manos para evitar que jessica se moviera, me levante rápidamente del sofá y me puse frente a jessica, tome sus manos y las quite de encima de sus piernas, puse mis manos en sus temblorosos muslos y los separe, pude ver sus ya mojadas bragas gracias a que estaba utilizando solamente un pequeña falda, una de mis manos empezó a tocar por encima su vagina, el solo roce de mis dedos hizo que jessica gimiera y con ella Erika, quien ya no tenia su mano en la boca de jessica, si no en sus pechos junto con la otra, de un momento a otro jessica quedo sin camisa y sin brasiel, sus senos estaban siendo tocados por Erika quien se monto encima de jessica luego de acostarla en el sofá. Por otro lado los dedos de mi mano derecha estaban totalmente empapados por el néctar de jessica quien estaba tan mojad que sus bragas habían pasado de ser blancas a ser transparentes, era extremadamente excitante ver aquel paisaje que había entre sus piernas, y aquella imagen era solo el comienzo de una larga velada...









Juego, Pasión Y Amor¡Lee esta historia GRATIS!