Tome una gran bocanada de aire para calmar los nervios y decir algo lo mas amablemente posible.

-Pero… ¿esta seguro que no puedo hacer nada? Es decir…. Por más que la sangre de Setter este en mis venas… yo no quiero esto. Si usted no puede hacer nada a mí, quizás yo si pueda hacer algo por mí.

El sonrió irónicamente.

-Podrías irte a Italia, tomar el “curso” anti-vampiros en el cual te contaran historias sobre nosotros, verdaderas o inventadas, que erizaran tu piel de una forma extraordinaria, te enseñaran como exterminarnos a todos, sentirás un nivel de adrenalina extremo en tu cuerpo y no querrás parar de fusilarnos después de eso. Si cuando vuelves aun tienes ganas de andar de la mano con Kim, eso, además de hacer algo por ti, seria un milagro.

Mientras volvíamos de manera cautelosa por donde vinimos, deslizándonos por al ancho corredor, comprendí que lo único que podía salvarme es mantener firme mis ideas y no dejar que mis superiores me lavasen el cerebro.

Una vez que estuvimos afuera, la luz del sol me mostró que Xiumin tenia la cara sudada de los nervios y estaba mas pálida que de costumbre. Se sentó en los grandes escalones y yo lo imite incorporándome a su lado.

-Puedo enfrentarlos.- Dije para tranquilizarlo. –Se como soy, no dejare que me llenen la cabeza…

-Pero no sabes como son ellos.- Agrego el en tono desesperado. –Por las buenas o por las malas te pondrán en mi contra.

Acerco las piernas a su pecho y escondió su cara entre ellas.

Repase lo que Xiumin acababa de decir en mi mente; Te pondrán en mi contra.

¿Realmente a Xiumin le importaba que me convirtiera en caza-vampiros o su miedo era… perderme?

-Xiumin...

Llame en forma amable poniendo mi mano sobre su sedoso cabello.

El levanto la vista y me miro con ojos brillantes.

-Se que todo estará bien.

Lo anime.

El me sonrió haciéndome sentir mejor.

-Lamento haberte traído aquí por nada.

Se disculpo el.

-¿Cómo para nada? Aun nos queda el resto de la semana para disfrutar las vacaciones.

Respondí.

-¿Qué podríamos hacer en este aburrido país? ¡He venido cientos de veces!

Se quejo.

-¡Pero nunca viniste conmigo!

Acote en tono arrogante.

El me miro y enarco una ceja.

-Disculpa si te ofendí Miss Diversión, mirar como se caliente una taza de café en el microondas es más divertido que estar contigo.

Bromeo.

-Cállate tonto, y ven con tu dulce y bonita compañera.

Dije levantándome y estirándole la mano.

El me miro desde bajo sonriendo y la tomo.

-Si tuviera una dulce y bonita compañera si que iría con ella.

Siguió con su sarcástica broma.

-¡Hay por favor! Si tienes un concepto tan malo sobre mí, solo vete.

-No me iría de tu lado ni en un millón de años.

Dijo enredando rápidamente sus brazos por mi nuca, uniéndonos en un abrazo.

Tarde en responderlo por la sorpresa, pero lo hice después de unos segundos.

Se separo apenas un poco sin soltarme, dejando su rostro a pocos centímetros del mió. Sentí su pausado respirar sobre mi cara y llene con su atractivo olor a perfume.

Lo mire directamente a los ojos y el hizo lo mismo. Por el acercamiento entre ambos al que el no estaba acostumbrado pude sentir su corazón bombear sangre en forma apresurada.

Bajo su vista a mi boca sin ningún tipo de disimulación y luego la volvió a clavar en mis ojos.

-¿Podría….?

Pregunto el casi en un susurro llevando su dedo pulgar a mis labios y acariciándolos sutilmente.

Yo solo asentí algo shockeada y el se acercó aun mas a mi.

Al principio me sentía relajada, pero en cuanto tuve sus labios sobre los míos mi corazón se aceleró tanto como el de el.

Acaricio suavemente mi boca con la suya y luego capturo uno de mis labios.

Me sentí tan bien que llegue a pensar que el solo era un chico, no el vampiro quien estoy obligada a odiar….
_______________________________________
Dsfafsfadsfa QUE LENDOOO!!
Porfin se besaron!!! El pidio permiso antes... eso me ha matado EN SERIO :3

Like y comenten ^^
Evelyn 🌚🐼

Mi vecino es un vampiro - Xiumin y tu -¡Lee esta historia GRATIS!