Capítulo 28 - Final

39.3K 3.8K 7.1K

La cama nueva llegó después de que cenaran. Harry no dejó que ninguno de los operarios viera a Louis ni a Jacob, y le gruñó al que le preguntó si tenía omega.

Pero para cuando les cerró la puerta y subió al dormitorio, Jacob ya saltaba sobre el colchón recubierto de plástico bajo la mirada divertida de Louis.

"Ten cuidado" dijo en voz alta "No te caigas, Jake"

Él bajó de la cama, sin aliento, pero le dedicó una sonrisa brillante.

"¿Puedo dormir aquí hoy? ¿Con papá y contigo, por favor?"

Harry sonrió, ablandado, pero Louis intervino enseguida.

"Hoy no, Jake. Otro día, ¿vale?"

Él hizo un puchero. Harry frunció el ceño.

"Lou..." empezó despacio, pero él negó con la cabeza. Jacob no protestó; se subió al borde y balanceó las piernas, mirándolos a ambos.

"Bájate" Louis lo besó en la cabeza "Hay que quitarle el plástico y hacerla"

"Yo lo haré" intervino Harry, pero Louis sacudió la cabeza.

"¿Me lees un cuento?" Jacob no parecía escucharlos. Harry sonrió automáticamente.

"Sí, en un minuto. Ve a ponerte el pijama, cariño" dijo Louis con suavidad.

Él asintió.

"¿Puedo ponerme el azul?" preguntó, sin moverse.

"El azul está sucio, Jake. Hay que lavarlo. Ponte el otro"

Harry frunció el ceño.

Sólo tiene dos pijamas. Mi niño sólo tiene dos pijamas. Hay que comprar más. Hay que comprar pijamas suficientes...

Se giró para decírselo a Louis, pero él le rodeó el cuello con los brazos en cuanto Jacob desapareció.

"Me gusta" dijo con suavidad. Harry sonrió.

"Sólo lo mejor para ti" bromeó, pero Louis estaba serio.

"No. Quiero decir que me gusta tener una cama. Una... sólo nuestra. No una en la que estuvieras con... tu mujer"

Lo entendió. Tragó saliva al darse cuenta de su propia estupidez.

"Es igual que la otra... no es gran cosa" murmuró. "Pero no quiero invertir en esta casa. Quiero venderla"

Louis lo miró.

"¿Venderla?"

Se encogió de hombros.

"Esta casa me trae malos recuerdos, es absurdamente grande y está lejos de mi trabajo. Quiero una que hayamos decidido tú y yo, juntos"

"Haz, no hace falta q..."

Negó con la cabeza.

"Está decidido" zanjó con firmeza. Louis sonrió. Se puso de puntillas y lo besó en los labios con ligereza.

"Gracias, alfa" murmuró contra ellos. Harry sintió que se quedaba sin aire. Estrechó su cintura entre las manos instintivamente.

"Debería haber comprado una cama nueva mucho antes" jadeó, y Louis rió. "¿Por qué no has dejado que Jake se quede? Es sólo una noche..."

"Tengo otros planes para esta noche"

Tragó saliva.

"Ah, ¿sí?"

Louis asintió con expresión inocente. Se estiró para besarlo, y Harry sonrió contra sus labios. Sus instintos gritaban.

Mío, mío, aquí, protegido, calmado, pequeño.

PlayboyDonde viven las historias. Descúbrelo ahora