37. "Es un...".

8.8K 609 17

Algo que talvez les pueda interesar en la nota del final :)

37. "Es un...".

El sábado pasado fue Halloween y mi cumpleaños. En la mañana fuimos los tres a desayunar a una cafetería algo rustica y bastante buena. Mia pagó aunque yo le dije que no era para nada necesario. Luego cocinamos juntos en el apartamento para el almuerzo y en la tarde fui a ver a mis padres y me sorprendieron con un queque. Megan y Luca estaban ahí. Megan me regaló la colonia que normalmente uso y Luca un par de corbatas.

Al final de la noche no pude cobrar mi regalo porque Nick pareció interesarse en Halloween de un día para otro, así que en esa tarde pude conseguirle a Nick un disfraz de Chucky. Yo solo me puse mi traje de trabajo y compré una máscara de uno de los personajes de "La Purga" y otra a Mia. Pensé que a Nick le asustaría, pero realmente le emocionó aún más y nos presionaba para salir.

Mi madre estaba fascinada de ver como las cosas volvían a la normalidad y de verme a mí y a Mia haciendo lo que alguna vez hicieron conmigo, ya que mi cumpleaños coincidía con la fecha de Halloween, esto me recordaba bastante a mi infancia.

Terminamos de pedir dulces por ahí de las ocho treinta y yo estaba agotado. Mia también. Nick se comía los dulces de la bolsa mientras yo no me daba cuenta y cuando volvimos a casa parecía como si acabara de despertarse. Para cuando logré dormirlo estaba todavía más agotado.

-¿No que lo dejaríamos para hoy? –Preguntó Mia, haciendo círculos imaginarios en mi pecho-.

-Consecuencias de tener un niño. –Reímos y ella asintió-.

-Ahora imagínate con dos. –Puso una expresión de aterrada que más bien me dio gracia-.

-Sí, aún tengo que prepararle una pequeña fiesta a Nick en menos de una semana. –Resoplé cansado-.

-¿El 7 de noviembre no es así? –Asentí-. ¿Qué piensas hacerle? ¿Ya lo planeaste o puedo ayudar?

-Puedes ayudar. Tenía pensado en decorar la casa de mis padres con cosas del capitán américa y los demás superhéroes, pero aún no estoy seguro de donde conseguir todo eso.

-¿Sabes qué le comprarás?

-Megan me dijo que vio un anuncio en la tele de un auto a control remoto. Creo que lo amará. Pero no solo eso.

-¿Entonces qué más? –Frunció el ceño-.

-Mia... -Tomé su mano y besé sus nudillos-. Eres su mejor regalo. Al igual que el mío. –Sus ojos se aguaron-.

-Los amo a los dos. Espero hacerlos felices.

-Espero hacerte feliz a ti, Mia. Te amo. –Sonreí y luego la besé en la boca y en la frente-.

Pero eso fue hace dos semanas. Como podrían imaginar, la fiesta de Nick fue bastante alegre solo por el hecho de que él estaba alegre. Cuando le di su regalo se emocionó muchísimo y fue a enseñárselo a Gina, quien también fue invitada.

-Veo que traes a alguien. –Mencionó el doctor de Mia cuando entramos a la sala-.

-Es él. –El doctor no entendió y luego se asombró bastante y me tendió la mano luego-.

-¿Entonces eres Ethan? –Acepté su mano y asentí-.

-¿Le hablaste de mí? –Le pregunté a Mia con diversión ella asintió como si fuera obvio-. Oh, pues qué bien. –El doctor rió y negó con la cabeza-.

-Me imagino que ya vendrán a saber el sexo del bebé. –Ambos asentimos nerviosos-. Síganme a la sala del ultrasonido. -Abrió una puerta celeste pastel y entramos, él cerró la puerta detrás de él-.

Papá de Repuesto.¡Lee esta historia GRATIS!