Capitulo#1

260 19 0

Me encontraba en una pequeña balsa estaba acostada y mi gorra me tapaba los ojos, Miyo se encontraba en mi estómago profundamente dormida

Mis orejas captaron el sonido de personas significa que ya estábamos cerca, levante un poco mi cabeza para no despertar a Miyo y efectivamente ya podía ver la isla, con mucho cuidado cogí a Miyo y lo puse a un lado para luego empezar a remar

Cuando ya pude dejar seguro la balsa, Miyo se levanto

-¿Dormiste bien Miyo?- sonriendo

Me contesto con su tierno gruñido para luego saltar y posarse en mi hombro

-Bien ahora si vamos a investigar esta is-me calle cuando escuche el gruñido de mi estómago y el de Miyo

-Bueno primero vamos a comer y luego a investigar ¿Qué te parece?-gruño y empezó a mover sus colas en modo de felicidad

Antes de entrar a la ciudad escondí mis ojos con unos lentes gruesos ya que mis ojos resaltan mucho 

Antes de entrar a la ciudad escondí mis ojos con unos lentes gruesos ya que mis ojos resaltan mucho 

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

Entré a un bar de mal ambiente pero no le preste atención y seguí delante, solo quería comer

-Deme dos platos de ramen por favor-Dije lo más amable

Camarero: Se...señorita no tiene que estar aquí es muy peligroso-dijo temerosos

-No se preocupe se cuidarme sola

El joven un poco dudoso trajo lo que le pedí

-Toma Miyo-le di un plato de ramen y ella gustosa se la come

Iba a comenzar a comer el mío pero un comentario me hizo enojar

Hombre: Oye preciosa porque mal gastas el dinero con ese bicho raro mejor ven con nosotros para divertirnos un poco-después de ese comentario se escuchó la burla de algunos hombres

A mi no me importa cómo me digan pero si alguien insulta o le hace daño a Miyo jamás sale vivo, me pare de mi asiento lo que menos quería ahora se llamar la atención ya que esta isla esta cerca de marineford, pero no me dejaron más opción que, matar a ese pobre diablo

-Tú eres el único que mal gasta la vida en este mundo -mi mirada se ensombreció, pise fuertemente el piso haciendo que salga un pilar de metal debajo del sujeto haciendo que choque en el techo, hice un movimiento con mis mano provocando que algunas espinas se perforaran en la piel del hombre

Todo un charco de sangre en ese lugar donde antes estaba el maldito que hablo mal de Miyo, todo en completo silencio algunos me miraban con rencor y otros con miedo, yo tranquilamente me volví a sentar, termine mi plato y vi que Miyo también termino

-Bien vámonos Miyo no tenemos nada más que hacer aquí-ya me estaba marchando pero recordé algo-¡ah! Es cierto casi lo olvido-me dirigí hacia el camarero que estaba en el piso temblando de miedo, me agacho un poco y le digo amablemente-muchas gracias por la comida y lo siento por los destrozos-le deje el dinero en el piso y me fui

Apenas saque un pie fuera del bar sentí que alguien me toca el hombro gire un poco la cabeza para ver una cabellera roja en forma de llamas, unos ojos de color amarillo con el sello fruncido y unos labios finos muy oscuros

-se te ofrece algo

¿?: Valla, niña se nota que eres muy fuerte ¿Cómo te llamas?

-eso no te interesa ahora si me disculpas me tengo que ir

¿?: Tranquila "Híbrida" y es verdad que no me interesa porque ya lose o me equivoco Minami Yumiko

-o valla si ya lo sabes entonces no me molestes

¿?:Me tienes tanto miedo que ya quieres huir, ven conversemos un poco

-tengo mejores cosas que hacer que estar conversando contigo Eustass "Capitan" Kid

Kid: está bien, está bien si tú lo deseas puedes irte pero parece que tu mascota no dice lo mismo que ti

Me sorprendí y mire a Miyo que estaba...... ¿bailando?

-Miyo ¿Qué te pasa?-le pregunte cargándola provocando que un olor llegara a mis fosas nasales- ¿alcohol? Miyo desde cuando tomas-dije sorprendida

Kid: jajajaja ves será mejor que vengas en nuestra cabaña, claro si quieres que tu mascota este cómoda

-bueno si lo pienso bien ir a la cabaña de Eustass sería más cómodo que estar en la calle, además no pierdo nada –está bien Eustass iré a tu cabaña solamente por Miyo- dije resignada

Kid: sí que eres inteligente "Hibrida"

-no me llames así solo dime Yumiko- dije con el cello fruncido

Kid: entonces tú dime capitán

-¡NI LOCA TE DIRE ESO!

Kid dio una carcajada para luego emprender camino con alguno hombres que supongo que es su tripulación atrás de el

Yo cogí a Miyo que estaba tambaleándose por el mareo y fui alado de Eustass

-si estaré alado de este tipo tendré que tener todos mis sentidos alerta no tengo que fiarme de ninguno y peor de su capitán

Kid: oye enana

-te dije que me llamaras Yumiko

Kid: y tú no eres nadie para darme ordenes-solamente suspire

-dime que quieres

Kid: porque diablos tienes esos lentes de nerds, te quedan horribles

-acaso me importa tu opinión además tu igual tienes unos lentes que te quedan horribles

Kid: vamos quítatelos quiero saber cómo son tus ojos

-no te tengo suficiente confianza para enseñártelo

Kid: sé que algún día los veré, estaré ansioso

A mitad del camino nos encontramos con un chico rubio con unas mascara y guadañas en cada mano si no me equivoco es Killer "El soldado de matanza" 

A mitad del camino nos encontramos con un chico rubio con unas mascara y guadañas en cada mano si no me equivoco es Killer "El soldado de matanza" 

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

Kid: valla Killer parece que te has divertido

Killer: solo un pequeño enfrentamiento Kid-dijo para luego prestar su atención en mi- ¿ella no es Minami Yumiko?

-así es, me gustaría que no me llamaran así- dije cruzándome de brazos

Killer: entonces Kid que hace ella aquí

Kid: va a venir a la cabaña, se va aquedar con nosotros

-tranquilo que solo será por una noche-le dije a Killer

Killer: desde cuando invitas a las personas, en especial una chica y pero aun que es supernova

Kid: cuando se me da la gana además estoy de buen humor

-van a seguir hablando o seguimos hasta la cabaña

Kid: enana te he dicho que no me des ordenes- me dijo sonriendo terroríficamente que obviamente yo no le temí

Continuamos caminando hasta que llegamos a una cabaña grande.

Estupido Amor ¡Lee esta historia GRATIS!