Prefacio

113K 2.6K 141

Empresa Evanson, 3:00 p.m.


—Señor Evanson, el señor Allister está en la línea 2, pide hablar con usted —le avisó su secretaria.

—Gracias, Patsy. Tomaré la llamada —le dijo, y ella cerró la puerta.

—Señor Allister, ¿a qué se debe la llamada tan urgente?

—¿Cuándo harás el contrato pre-nupcial?

—Cuando tenga tiempo y ganas.

—El sábado será el compromiso, tienes que hacerlo para antes de ese día.

—Lo haré cuando tenga ganas, no presiones.

—Habíamos quedado en que para el día del compromiso los tenías.

—Yo no quedé en nada contigo -le dijo Colin.

—Espero que para esa fecha los tengas. Mi hija tiene que firmarlos también.

—Tu hija los firmará cuando yo lo crea conveniente. ¿Algo más se te ofrece?

—No, nada más. Hasta el sábado.

Colin, cortó de un golpe la llamada, sin siquiera despedirse de su futuro suegro. Ni tan siquiera conocía a su hija y ya la odiaba. No le gustaba nada la manera en cómo estaban saliendo las cosas, no era un hombre que se dejara manipular fácilmente, y ahí estaba él, en el medio de algo que no había hecho nada para pedirlo.

Se le ocurrió la brillante idea de salir a comprar el anillo de compromiso. Por lo menos, se distraería. La llamada que tuvo con Anthony lo había dejado muy molesto, y peor aún cuando en el contrato pre-nupcial tenía que poner varias cláusulas importantes. Unas cláusulas que para él no tenían ninguna gracia.

Estaba convencido que una de las más importantes joyerías iba a ser la que dejara conforme a su "no conocida" prometida. Y por eso mismo, eligió el más hermoso y caro anillo de compromiso. Salió de allí, y cuando llegó a la empresa, le pidió a uno de los cadetes, enviar a una dirección específica la caja de color turquesa con moño blanco.

 Salió de allí, y cuando llegó a la empresa, le pidió a uno de los cadetes, enviar a una dirección específica la caja de color turquesa con moño blanco

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.
Ojos Azules -Trilogía: EATOA¡Lee esta historia GRATIS!