Capitulo 7. Volando hacia los sueños

200 8 0

Rosa estaba en la habitación mirando hacia la ventana , como se podía ver a lo lejos la torre de la Sagrada Familia .

Le recomendaron que tenía que estar tumbada boca arriba , inmóvil .
Rosa bostezo por quinta vez tenía hambre y se aburría bastante , si por lo menos la hubiesen llevado con una compañera tendría con quien charlar y pasar estas horas.
Pero ella ... ella pensaba en el qué dirán en el pueblo , en la sargento de su tía y en Álvaro . Ya no me quiere no le puedo dar un hijo .
Se repetía una y otra vez para ella misma tocándose el vientre y apuntó de romper a llorar .
Lorena llego vestida de calle , con una maleta .
-Rosa te vamos a llevar a Málaga , déjame la llave de la habitación donde te quedabas con tu tía para ir a por tu ropa .
- ¿a Málaga para que ? lo mío no tiene remedio
- escúchame , lo tiene y vas a conseguir Ser mamá .
- la llave de la pensión está en la mesilla de noche , y mi monedero .
Lorena abrió la mesilla de coche encontrándose solo el DNI , la tarjeta de la seguridad social y la llave del hostal .
Lorena se lo enseño a Rosa .
- esto es todo lo que hay ...
- ¿Qué ? ¿y ahora con qué pago yo la estancia en la pensión ?
- Tranquila yo te lo pagaré . voy corriendo a por tu bolso y te veo en el helicóptero .
- Lorena gracias .
- no estarás sola te lo prometo .
Lorena se encontró en la pensión una deuda de doscientos euros , entre comidas de su tía las dos noches que pasó .
Después de recoger la mochila que llevaba Rosa de apenas una muda , una falda negra y una camisa blanca .
Lorena pago la deuda dejada por la tía de la joven y se apuró en llegar al helipuerto .
Tras una ligera confusión de salida en la autovia , Lorena llego a tiempo de subir al helicóptero , donde Rosa estaba ya preparada , se sentó a su lado agarrándole la mano , tras ponerse el cinturón .
- ¿ As volado alguna vez. ? dijo Lorena para tratar de animarla
- no , nunca es mi primera experiecia .
- pues disfruta de las vistas que son preciosas , en nada habremos llegado a Málaga .
Rosa miro por la ventanilla como el helicóptero despegaba y con ilusión miro hacia la costa brava , e iba viendo las casas cada vez más pequeñas.
- ! la sagrada familia ! dijo entusiasmada
- te va a gustar ya veras , dijo riendo alegremente
Marina ya estába a pie de pista esperando la llegada de Rosa
Estaba algo inquieta pero se había comprometido en que esa mujer volvería a su cuidad con una nueva vida en sus entrañas .
Dos celadores bajaron la camilla de Rosa que Lorena previamente había cubierto con una sabana .
Lorena no le soltaba la mano a la joven
- Bienvenidas a Málaga soy la Doctora que llevará su caso , mi nombre es Marina .
- Encantada yo soy Lorena.
Rosa entro por la puerta de urgencias del Carlos Haya , allí la subieron hasta una habitación en planta la cual también era individual , desde su ventana podía observarse el mar y casi oler su yodo.
Marina entro a la habitación, quería conocer personalmente a su nueva paciente , a ese reto que tenía por delante .
Lorena había bajado a comer algo ya eran más de las nueve de la noche , entre pruebas y demás cosas, así que Rosa se encontraba sola .
- ¿puedo pasar? dijo educadamente la ginecóloga
- si adelante doctora ...
- Llámame Marina , a partir de ahora nos vamos a tratar todos los días .
- está bien como quiera
- Trátame de tu , por favor . Vamos a ver cómo está esa herida ¿tienes molestias ?
- Ahora mismo estoy con calmantes y en la ambulancia me cambiaron el drenaje .
- ¿ podrías flexionar las piernas ?
Rosa intento hacerlo pero un fortísimo dolor le advirtió que no lo hiciera .
- ¡¡¡ aaaaaaaaaah !!! no puedo no puedo me duele
- vale tranquila , sigue tumbada voy a intentar reconocerte , pero lo veo complicado de esa posición , ahora está muy sensible esa zona así que tendré que esperar a mañana , te voy a sedar para que pases toda la noche del tirón .
Marina preparo una inyección y le cogio el brazo derecho , busco la vena pero no daba con ella .
-Rosa relájate no me oprimas el brazo así no encontrare la vena ...
- yo es que ... soy muy ...
- tranquila relájate , respira hondo y mira hacia la ventana .
Rosa hizo lo que la doctora acaba de aconsejarle y Marina aprovechó para ponerle la inyección .
Rosa cayó dormida .
Marina la arropó con la sabana y apago la luz de la habitación .
Lorena acaba de subir de cenar cuando se encontró con la doctora Granados .
- Doctora ¿cómo está ?
- me ha sido imposible reconocerla ya que la zona afectada esta muy delicada , así que la sede .
Mañana le haré una revisión exhaustiva . ¿cómo se encuentra usted?
- un poco cansada por el viaje , pero descansando sé que se me pasara .
- tome me dieron las llaves del piso esta mañana , está justo al lado del hospital al doblar la esquina , si necesita cualquier cosa no dude en llamarme , dijo ofreciéndole su tarjeta .
- Gracias muy amable .
- Váyase y descanse nosotros cuidaremos bien de esta chica .
Ambas chicas se despidieron en la puerta del hospital , Marina se dirigía hasta su casa para poner en orden todas sus ideas , y Lorena para darse un baño y llamar a Hector .

•La chica de la Habitación de al lado •Where stories live. Discover now