Capitulo 11

6.1K 462 121

Este capítulo está dedicado para LittleGirlCarrot, muchísimas gracias por motivarme a seguirla, también gracias por tus opiniones sobre la novela.

Jill' s POV.

Ya estando pronta fui hacia Daryl, el estaba en su moto esperándome.

Solo asintió hacia mi y me subí tras de el.
Carl nos abrió el portón y salimos, me aferré más a Daryl por miedo a caerme.

Y aprovechada.

Cállate.

Así pasaron varios minutos, hasta diría que hora y media.
El camino había sido silencioso, ninguno de los dos habló en todo el trayecto.
Daryl aparcó cerca de una tienda la cual estaba destrozada, en sí, toda la ciudad y el mundo lo estaba.
Así que ya no era extraño, pasé mi pierna primero y luego di un brinco para bajar de la motocicleta.

Daryl se acercó hacia la entrada del local e hizo ruido dentro, no salió nada así que entramos.
Cogí una mochila bastante grande y comencé a echar ropa dentro.
No sólo para mi, sino que también para cualquiera en la prisión.
No sólo yo era la que estaba con poca ropa.

Vi un pequeño conjunto lila de bebé y sonreí.

Lo tomé e inspeccioné si le podría quedar a Judith.

-¿Qué haces?

-¿Qué parece que estoy haciendo?- me burlé.

-Bueno, si no te conociera diría que estas embarazada.- se encogió de hombros.

Rodé los ojos-Es para Judith.

-Te has encariñado con la pequeña patea traseros eh.

-¿Pequeña patea traseros? -reí imaginandome a Judith pateando traseros estando en pañales, si, soy pura imaginacion.

-Ajá.

Guardé la prenda en mi mochila, fui hacia la sección de ropa de hombre y tomé alguna que otra prenda más.

Vi una linda remera de adolescente y sonreí pensando en Carl, le encantará.
Esta tenía impreso a Superman.
En la parte trasera decía algo como "seré tu héroe" o algo así.
La guardé y fui hacia Daryl, este estaba concentrado mirando un cuadro.

-Pura mierda.-murmuró observandolo.

A su costado comenzaba a acercarce un caminante, rápidamente corrí y empujé a Daryl de allí, este se cayó ya que estaba desprevenido.
Enterré el cuchillo en el cráneo del caminante y fui hacia Daryl que estaba en el suelo, claramente sorprendido y aturdido.

-Vámonos.-le di mi mano y este no la tomó, levantándose sólo.

Retiré mi mano y me dirigí hacia la salida.

Daryl salió tras de mi y se subió a su motocicleta, seguido por mi que me posicione tras de el y me agarré de su cintura.
Prendió el motor y así partimos rumbo a la prisión, o eso pensaba.
Vi que estaba agarrando por otra carretera.

-¿A dónde nos dirigimos?- hablé confundida.

-Es muy tarde, no podremos llegar a la prisión y podría ser peligroso.

-¿Entonces...?

-Conozco una cabaña muy cerca de aqui, pasaremos la noche allí y mañana nos iremos.

-Suena bien.-dije fingiendo indiferencia, para restarle importancia.

Claro que me importaba, importaba muchísimo.

Puede que sea infantil muchas veces, pero no, no lo soy siempre.
Joder, tengo veintiún años, lógico que me atraen los hombres.

Y Daryl es, demasiado guapo.
¿Pasar sola en una cabaña, con el?
No podría habermelo imaginado en otro momento de mi vida.
Nunca atraía a los hombres, por ende, nunca me encontraba sola con uno en una casa.

Faith - (Daryl Dixon)¡Lee esta historia GRATIS!