Capítulo 6 - La Propuesta

Comenzar desde el principio

- ¿Quieres ir caminando o tomamos un taxi?- preguntó y el rubio se ajustó la mochila en la espalda.

-Me gusta caminar, si a ti no te importa- le aseguró – además hace que sea mas difícil perderme después – añadió con humor.

-Yo prefiero confiar más en el GPS de mi celular que en mi sentido de orientación- Drink se rió.

-Bueno, en mi caso es preferible mantener un buen sentido de la orientación, tiendo a ser muy olvidadizo con mis cosas así que dejarme el celular en algún sitio no es algo raro- le aclaró y Fok recordó a Drug quejándose de eso en alguna ocasión.

-Debes ser un sujeto difícil de contactar entonces- Drink se encogió de hombros.

-Me gusta guardar cierto misterio- aseguró con un tono deliberadamente exagerado.

Caminaron calle arriba durante varias cuadras, hasta llegar a la entrada del campus. Ya dentro las áreas verdes se extendían por varios metros hasta el primer edificio. Drink lo apreció con agrado después de registrarse en la caseta de vigilancia.

-Me gusta su campus, me agrada toda la vegetación- aseguró, Fok le dio un vistazo a su campus antes de asentir.

-Dicen que es por alguna cosa de ayuda al estudio, aunque si me lo preguntas es un fastidio caminar de un lado a otro- Drink le sonrió.

-Debes tener buenas piernas entonces- a Fok el comentario le tomó por sorpresa y cuando lo procesó se rió.

-oh, si, miss universo no deja de reportar las fotos de mis piernas en Facebook, aunque tiene que soportarlas en instagram, muere de envidia- aseguró y el sonido de una risa burbujeó en el pecho de Drink sin que sus labios se abrieran, era un sonido para ángeles- Me alegra conocerte al fin, he escuchado mucho de ti por Drug, me alegra que no seas un jodido homófobo como la mayoría- afirmó mientras Drink le miraba tranquilamente.

-¿Eres gay?- la pregunta tenía el mismo tono que su compañero esa mañana al preguntarle si tenía un lápiz, no parecía importarle en lo absoluto.

-Lo soy, creo que por eso Drug te mantenía escondido de mí- sonrió- quizá tenía miedo de que pusiera mis garras sobre su mejor amigo- le dijo con humor tanteando el terreno y para su suerte Drink se carcajeó como si le acabara de contar un chiste.

-¿Quién puede saberlo? Quizá intentaba proteger tus piernas de miss universo de mí- bromeó en respuesta.

Bueno al bombón no le importaba que fuera gay, así que en realidad no tenia prejuicios, no era una tolerancia específica para Drug, aunque debería haberlo adivinado cuando al parecer su hermano menor sí que era gay. Quién sabe, con todo aquel ambiente a su alrededor quizá fuera mas fácil tentarlo hacia su cama.

-Son mi arma secreta- contestó aunque en realidad no tenía una fijación especial por sus piernas, se sabia atractivo en general.

Caminaron entre sutiles bromas por el campus mientras Fok se lo iba mostrando intercalando comentarios osados con descuidados, midiendo qué tanto podía acercarse antes de retroceder.

-Juegas futbol americano ¿cierto?- Fok sabía que lo hacía pero tomó el tema cuando llegaron a la azotea y la vista al campo deportivo mostraba la práctica del equipo de la escuela.

-Lo juego- asintió- Estoy en el equipo amateur de mi ciudad- le explicó y Fok se sorprendió, juraba que Drink sería el típico chico que llevaba la universidad con una beca deportiva.

-¿No juegas en el equipo de la escuela?- Drink se giró a él y después de observarlo unos segundos negó.

-No, en realidad nunca he estado en un equipo escolar- aseguró tras lo cual volvió la mirada al frente, parecía que el tema lo había inquietado un poco y eso llamó la atención de Fok, antes de corroborar que no jugaba en ningún equipo Drink le había mirado como evaluándolo y eso le intrigaba.

-Así que eres un estudiante normal como yo- le sonrió y Drink le devolvió la mirada con un gesto amable.

-Lo soy- la respuesta fue corta pero agradable. Se quedaron en un cómodo silencio, observando la práctica y Fok aprovechó la aparición de las animadoras en el extremo del campo para sacar el tema de una posible novia.

-Apuesto a que la mitad del equipo deja de prestar atención- sonrió señalando al grupo de chicas y Drink las miró.

-Yo apuesto a que la mitad de esos recibirá algún golpe con el balón- le siguió el juego y Fok lo aprovechó.

-¿Qué me dices de ti? ¿Hay alguna capitana de animadoras que robe tu atención?- Drink le miró con una sonrisa y las cejas fruncidas.

-¿En serio tengo esa imagen?- al parecer Fok lo imaginaba en fiestas con una hermosa rubia del brazo y por lo que alcanzaba a sondear apenas y pasando de grado, se encogió de hombros y negó.

-No, no tengo mucha suerte en el sentido amoroso, mis parejas no duran mucho y ahora mismo no hay nadie- Fok se apoyó en la malla de protección.

-¿Cuál es tu tipo?- preguntó sin mirarlo para disimular su interés.

-Mmm, no estoy seguro de tener un tipo. He salido con personas muy diferentes, supongo que alguien con quien no me aburra- vaya, así que al final Drink si era un chico de fiestas y sexo salvaje.

-Si no tienes un tipo, entonces ¿saldrías con un chico si te divirtiera?- Fok lo soltó en tono de burla, como si no lo dijera en serio pero buscaba medir su reacción y Drink volvió a reír.

-Justo como eso- después volvió la mirada a él con una sonrisa sincera -Sólo he salido con chicas porque nunca me ha atraído ningún hombre pero si llegase a suceder no veo por que no, aunque creo que es un asunto mas de compatibilidad y probablemente mi cuerpo no es compatible con la química de un cuerpo masculino- volvió la mirada al campo y Fok sabía que con Drug en su contra tendría pocas oportunidades como aquella si no actuaba, así que lo hizo.

-¿Quieres probar?- le sonrió juguetonamente y Drink le miro con curiosidad- ¿quieres probar si puede tu cuerpo responder a un hombre?

El silencio después de la pregunta pareció durar horas, aunque fue solo un segundo en el que la sorpresa se dibujó en el rostro de Drink, el viento sopló contra sus rostros y movió los cabellos en la frente de Fok pero aun así no apartó la mirada de su presa, como si de hacerlo pudiese escapar, midiendo que tan profundo podría envolverlo en su trampa, solo necesitaba una respuesta, su respuesta. Un sí... o un no....


Una Adicción Peligrosa¡Lee esta historia GRATIS!