La venganza es dulce

93.1K 5.8K 191

Tres chicos más tarde, una, igual de interesada que el primero, los otros dos, extraña y estúpidamente emocionados pero no tan estresados por conocer cada detalles ya me sentía cansado.

Para mi suerte tuvimos una especie de pequeño break a eso de media mañana para ir rápidamente al baño. La mayoría de voluntarios salió rápidamente. Yo les lancé una mirada y me dejé desparramar sobre el asiento, acomodándome como me daba la gana. La cola de chicos esperando consejo era corta y todos se veían bastante pacientes.

Cogí mi celular para mirar la hora. Mi gesto de desagrado al comprobar que era mucho más temprano de lo que hubiera deseado se desvaneció al ver las notificaciones de varios mensajes de Valerie.

Angelito: ¿Castiel? (08:30 am)
                     Ya estoy junto a la ventana (08:30 am)
                     ¿Qué hago ahora? (08:30 am)
                    ¡Estoy medio escondida junto a un arbusto! ¡Esto no es divertido! (08:30 am)
                    Te detesto tanto... (08:30 am)
                   ¿De veras tengo que hacer esto? (08:35 am)
                    ¡Apiádate de mí! (08:35 am)
                   Y contesta... porfa (08:35 am)
                   ¡Castiel! (08:35 am)
                   ¡Mierda! (08:57 am)
                   ¡Casi me vio! (08:57 am)
                   Tengo todo el pelo lleno de ramitas y hojas :'(  (08:57 am)
                   Y sí, dije "mierda" deja de sonreírte y guárdate ese comentario burlón (08:58 am)                                 Respóndeme :( (09:04 am)
                   Ya lo hice... te cuento bien cuando nos veamos (10:15 am)
                   PD: Puedes estar contento, por poco se desmaya... (10:15 am)

Sonreí maliciosamente. Aún no estaba completamente seguro de qué era lo que había hecho pero solo la imagen del director temblando, pálido, me sacaba una sonrisa. Simplemente no podía esperar para ver a Valerie y escuchar cada detalle. Reí por lo bajo imaginando que primero tendría que calmarla y tranquilizarla tratando de reducir su sentimiento de culpa, lo cual era casi misión imposible.

Decidí salir un momento de la sala para contestar con mayor tranquilidad.

Yo: Hola, angelito (10:38 am)
       Espero que hayas tomado fotos (10:38 am)
       Me alegro de que no te viera y hayas podido hacer la broma (10:38 am)
       Respecto a la lisura... no puedo no burlarme, preciosa (10:39 am)
      Te imagino persignándote después de escribirle jajajajaja (10:39 am)

Una tocecilla delante de mí me advirtió de la presencia de alguien. Al levantar la mirada me encontré con una chica que me miraba entre severamente y nerviosa. Alcé las cejas, esperando que hablara.

-Tenemos que continuar -fue lo único que dijo.

Asentí secamente. En cuanto echó a  andar, la seguí. La chica que me tocó atender a continuación era simplemente insoportable. Era bruta. O su intención era fastidiarme la existencia o llegó tarde a la repartición de cerebros. Una de las dos. Así de sencillo. La cuarta vez que le tuve que explicar que aprender inglés sí era obligatorio y que tenía que elegir entre alemán y francés para el otro idioma, estaba a punto de ahorcarla o simplemente irme del salón sin decir ninguna palabra más.

-Entonces...

"La re-pu-ta ma-dre" maldije enfatizando cada sílaba en mi cabeza cuando vi que abría nuevamente la boca.

-¿No puedo llevar ruso? -ladeó la cabeza.

-No -contesté con la sonrisa más falsa que he puesto en mi vida, obviando añadir que estaba convencido de que ella carecía del intelecto como para aprender un idioma tan diferente al suyo como el ruso.

The Real Bad Boy (PUBLICADO)¡Lee esta historia GRATIS!