Capítulo Veinticuatro: Enamorado y una rubia hueca

1.4K 51 0

Narra Luke

Hannia recuesta su cabeza en mi hombro y yo la abrazo por la cintura. Suspiro y disfruto estos momentos con ella, estuve a punto de perderla y sentí un horrible sentimiento.

Evan está viendo un punto fijo en la pared, lo comprendo, se lo que se siente el saber que le han hecho daño a la chica que quieres, volteo a ver a Hannia que duerme. Aún tiene algunos moretones en la cara, ella dice que se ven peor de lo que en verdad son, pero no puedo evitar sentir coraje de tan solo imaginar todo lo que le hicieron.

Toco sus pequeñas mejillas con delicadeza, no quiero despertarla.

Aun en las noches tiene pesadillas, la escucho murmurar el nombre de Robert y el de Ethan. El día que los policías fueron a preguntarle sobre lo que paso yo no fui capaz de escuchar todo, solo me concentre en nuestras manos entrelazadas y en que la tenía a mi lado y a salvo, no podía decir que bien porque la habían lastimado demasiado.

Observo detenidamente el rostro de mi novia, su pequeña frente que beso cada noche, sus finas cejas, sus ojos que ahora están cerrados pero cuando me ve con ellos me cautiva y hacen que me pierda en ellos, bajo mi vista a su pequeña nariz y después a sus carnosos labios que me vuelven loco cada vez que la beso.

-Joder, sí que te tiene enamorado- la voz de Will me saca de mis pensamientos

-Cállate, imbécil. Está durmiendo- le digo volteándolo a ver


-No estoy durmiendo- murmura Hannia aun con los ojos cerrados

Will ríe y se sienta a un lado de Evan, beso con suavidad los labios de mi novia, de mi Hannia. Ella sonríe y acaricia mi mejilla

-Me encantas- murmura contra mis labios

-Ya lo sabía- le digo bromeando

-Egocéntrico- me dice y yo rio

-Lo mejor para ti, mi amor. ¿Quieres sentarte bien?- le pregunto

-Sip- me dice y yo la ayudo

Entrelaza nuestras manos y recarga su cabeza de nuevo en mi hombro. Nos concentramos en ver la película. No tengo ni la menor idea de cuál es pero no duramos mucho tiempo viéndola, Lexi sale acompañada por un hombre de traje. Hannia intenta levantarse pero no encuentra sus muletas, se las paso y la ayudo a levantarse. Evan y Will caminan detrás de nosotros

-Terminamos por hoy, mañana vendré con mi compañera para hacerles algunas preguntas a sus amigos cercanos- dice el hombre de traje

-Muchas gracias, detective Ayala- dice Hannia

-Tengo algunas preguntas sobre cómo se lastimo- dice el detective y después me mira seriamente

-Fui secuestrada hace unos días y ahí fue donde me lastimaron- dice Hannia

-Cualquier cosa puede llamarme- le da su tarjeta- no por amor tienen que mentir

-¿Crees que yo la lastime?- le pregunto enojado

-Que tengan un buen día- dice y sale de la casa

-Ese hijo de puta- digo entre dientes

-Uk, tranquilo- me dice Will

-Mejor hay que comer, muero de hambre-dice Lexi

Evan toma la bolsa de la comida y todos vamos a la cocina. Ayudo a Hannia a sentarse y me siento en la silla que está a su lado.

-Creo que deberíamos de ir a la playa, hace mucho que no vamos- comenta Will

-Es una buena idea, vamos los cinco y nos relajamos un poco- dice Evan y toma la mano de Lexi

Enamorada del chico maloDonde viven las historias. Descúbrelo ahora