*Psst* Notice anything different? 👀 Find out more about Wattpad's new look!

Learn More

Pasaron semanas, y seguía estando la ausencia de David. Hasta que casualmente, hoy vino a clase. Por una parte estaba contenta, pero por otra...estoy horrible, porque en este día, la gota colmó el vaso, y pasaron las cosas más terribles del mundo, quizás esté exagerando pero siento como si me quedase sin aire al recordar esto.

Mi clase y 4ºA tuvimos hora libre. Nosotros de Tutoría y ellos de Lengua. Estábamos todos sentados por grupos hablando, charlando, riendónos, etc... pero había uno que no estaba así, obviamente, era David.

Los mismos de siempre, se dedicaron a molestar a David, pero esta vez se pasaron. Christian estaba bebiendo una Fanta y se la derramó adrede en el pelo de David:

-¿Te gustó el Spa David?-se burló Christian.

Toda esa pandilla le siguió la gracia. Me metí en la conversación porque estaba hasta las narices de que ese grupito se metiesen todo el rato con mi ex. Además, ya un profesor les pusieron un castigo hace semanas, y al parecer no han aprendido la lección.:

-¡Ya está bien! ¿vale? Se están pasando tres pueblos-exclamé. Perdí la paciencia.

-Déjalos Sandra-me informó David. Su tono de voz era seco y apagado.

Estaba sorprendida. Fue la primera vez que había oído hablar a David estando en ese estado crítico de salud.

Se fue del patio. Me estaba preocupando. Desde que lo dejé, lo he visto muy mal. Me da pena porque yo no quería que le afectase tanto... pero yo no quería estar con él por pena. Pero...joder ¡esto es una mierda!

Varios minutos más tarde, vino corriendo una chica de 4ºA y estaba bastante asustada:

-¡Chicos! ¡Vengan rápido! ¡David tiene una pistola y se va a suicidar!

El mensaje de la chica me aterró demasiado. ¿Suicidarse? ¡¿A quién se le ocurriría hacer esa cosa tan loca?! Luego, supuse que podía ser por su depresión, pero....¡no, no! ¡por favor! ¡que no se suicide! Si lo hiciese, me haría mucho daño, a pesar de que ya no me guste, pero aún así, ha sido una persona importante para mí.

Salí corriendo deprisa y vi a mi ex en la grada con la pistola en dirección a su pecho. Se ve que la chica tenía razón.

A mi alrededor estaban mis mejores amigas, Celeste, Diego, Carla, Diana y más compañeros:

-¿Qué haces David? ¿Estás loco o qué? ¿En serio que...-le dije.

-Estoy harto de esta mierda. Sólo te digo eso.

-¿Y qué?-se metió Emily:-Así no se arreglan los problemas.

-¿Arreglar los problemas? ¿En serio, Emily?.

-¡Pues claro David! Todo se arregla en la vida menos la muerte.

-Estás equivocada Emily. Mi vida está llena de problemas. Mi madre fue violada por un hombre. Perdí a la chica con la que perdí la virginidad y me puso los cuernos. A mi padre casi nunca lo veo. He perdido a la chica con la que he pasado miles de momentos buenos: a ti-me miró a la vez que me nombró:- Y ahora estoy aguantando a cuatro gilipollas que me están haciendo la vida imposible, que fueron mis amigos. ¿Ahora estás de acuerdo conmigo o sigues pensando lo contrario?.

En realidad, la vida de David nunca fue fácil, pero aún así, no tiene ningún motivo para cometer esa semejante locura. La muerte no arregla los problemas, sólo los hace empeorar más.

Me di la vuelta, y vi salir a la clase de 4ºC. En esa clase, estaba Álvaro, que también salió a la grada:

-¿Qué coño...?-se sorprendió.

Celeste empezó a llorar. Es una mierda que el chico con el que has perdido la virginidad le dé por suicidarse. Ojalá que David sea consciente y que no lo haga porque si lo hace, sería una de las putadas más grandes.

En ese momento, se me cruzaron los cables porque me acerqué a David y le dije:

-No puedes dejarme en esto-enuncié, a la vez que se me derramó una lágrima y empezó a resbalarse por mi cara:-Gracias a ti he descubierto quién se ha metido en mi relación con Álvaro. Por favor no lo hagas, no...no me hagas daño David, que bastante he aguantado este curso..

-No, no me des las gracias-me respondió:-Te he hecho llorar y sufrir y eso era lo menos que quería, porque te sigo queriendo. Aunque Celeste haya sido muy importante para mí, tú también lo fuiste, pero quiero acabar conmigo mismo porque soy una mierda. Mi vida es una mierda desde que me dejaste.

La última frase hizo que llorase más porque me hizo sentir culpable de su comportamiento actual. Es de locos suicidarse por alguien, y he de admitir que David está loco.

¿Que me ha engañado y me ha ocultado la verdad? Sí, pero fue por mi bien, porque si me lo dijese de golpe me hubiese sentado peor. Igualmente, le doy las gracias porque él fue la persona que lo sabía todo y gracias a él lo sé todo.

¡Joder! ¿Por qué no me había dado cuenta de esto antes? ¿De qué David me ocultó la verdad sólo para no hacerme daño? Si me hubiese dado cuenta antes, primero, no me habría besado en Praga con Álvaro, segundo, no habría dejado a David y tercero, no tendría depresión y no intentaría suicidarse...

A pesar de que el año pasado se haya portado mal conmigo, este año me ha tratado como una princesa y aunque no me haya enamorado de él, me gustó muchísimo y fue una de las mejores personas que he conocido. No me merezco que ahora le dé por quitarse la vida...:

-¡No David! ¡No!-exclamé llorando:-¡Tú no puedes quitarte la vida por mí! ¿Estás loco o qué? Tienes dieciséis años. ¡Te queda mucho por vivir! Hacer bachillerato, ir a la universidad, casarte, tener hijos,...¡Quieres estudiar ingeniería electrónica! ¿O no lo recuerdas?...

-Yo he nacido para tener problemas, no para ser feliz. Me quiero ir de este mundo porque sé que en la muerte seré más feliz, y no tendré que estar aguantando las gilipolleces de esos tíos. Me iré físicamente pero estaré en tu corazón y en el de Celeste también-me explicó y se acercó a Celeste.

-¿Por qué haces esto?-le preguntó. Tenía los ojos muy hinchados y le costaba respirar:-Yo te sigo queriendo, no puedes decir que tu vida es la peor de todas porque alguien te sigue queriendo, y ésa es yo... Tu hermanastro fue el que me besó, no yo a él. Yo estuve muy enamorada de ti, y lo sigo estando, además. No es justo que nos hagas esto...¿nos quieres ver sufrir acaso?.

-No, claro que no-negó:-Y no vais a sufrir, porque estaré en vuestros corazones. Has sido la chica más importante de mi vida, porque las cosas y los momentos que he compartido contigo no los he compartido con nadie más.

Todos nuestros compañeros estaban hechos polvo, pero Celeste y yo éramos las peores que estábamos:

-Y Sandra-me dijo:-Eres una de las pocas chicas que me han gustado de verdad, aparte de Celeste, te quiero muchísimo y nunca me olvides. Hasta siempre-y justo en ese instante, sucedió lo peor.

Ese mismo día, fue el peor de todos para mí y para todo el instituto porque vimos con nuestros propios ojos como una persona se suicidó con una pistola.


A dos vidas¡Lee esta historia GRATIS!