Invencible.

Así es cómo me sentí cuando mi cabeza golpeó la almohada y al segundo me desperté.

Había algo con respecto a ser besado que te hacía sentir cómo si pudieras hacer cualquier cosa. Te da confianza.

"¡Buenos días!" Casey dijo cuando entré a la cocina. Ella tenía dos tazas con cereales, listas para ser comidos.

"Buenos días, gracias por prepararme esto." Dije, intentando limpiar el sueño de mis ojos.

"No hay problema, yo sabía que ayer llegaste a casa tarde después de tu cita, por lo que pensé en felicitarte."

"Felicitarme ¿por qué?" Pregunté confundida.

"Bueno, normalmente cuando una chica llega a casa tan tarde, es porque tuvieron sexo durante toda la noche." Casey dijo con un guiño. Mis mejillas immediatamente se calentaron, la vergüenza se apoderó de mi.

Tal vez pasamos parte de la cita besandonos, pero no nos la pasamos teniendo sexo.

"Bueno, eh, nos besamos un par de veces, pero nada más." Dije con timidez, me sentía incómoda contándole a Casey sobre mi vida amorosa.

"¿Cómo diablos aguantaste sin tener sexo con Harry Styles?" Ella preguntó con desconcierto en su mirada.

"Yo no soy ese tipo de chicas." Dije, ofendiendome más y más con cada segundo que pasaba.

"Sólo estoy bromeando, me alegro de que te hayas divertido. Ahora comete este saludable desayuno antes de que se enfríe." Casey ordenó.

"Suenas cómo mi madre"

"Bien"

-

"¿Shakespeare?"

"Odio todo lo que escribió, me aburre hasta morir." Harry dijo arrugando su nariz ante la mención de uno de los mejores escritores de la historia.

"¿Entonces por qué tanta gente utiliza sus obras?"

"Porque les gustan esas palabras sin sentido que utiliza para parecer más sotisficado."

"Eso no tiene sentido." Dije riendo. Shakespeare tenía unas increíbles frases que hoy en día aún son utilizadas.

"Lo sé, simplemente no me gusta cómo escribe."

"¿Cómo sobreviviste octavo grado?" Si recuerdo bien, todo el año se basó en todo lo relacionado con Romeo y Julieta.

"Google" Harry dijo encogiéndose de hombros. Me reí causando que otros estudiantes se giraran a mirarnos.

"¿Y nunca te descubrieron?" Si hubiera intentado hacer eso en mi otra escuela, me habrian suspendido.

"Nunca, ni una sola vez. No les importa cuando tienes trece años, supongo."

"Apuesto que eras guapo cuando ibas a secundaria" Dije, sin querer decirlo en voz alta.

"Oh no, era horrible." Harry hizo una mueca, claramente recordandolo.

"Apuesto a que no" Digo de vuelta.

"Era el niño más feo de ahí, si vieras una foto mía seguro que te quedarías ciega." Harry dijo con una risita, sus ojos se volvieron un color más claro cuando echó la cabeza hacia atrás.

"Como sea, ¿qué harás esta noche? a las ocho más o menos" Me preguntó, cambiando de tema.

"Nada, para entonces ya debere haber acabado los deberes."

"Tengo una pelea esta noche y quiero que vengas." Harry dijo sonando esperanzado pero también dubitativo.

"No lo sé, no es mi ambiente"

Camouflage [h.s] (Español)¡Lee esta historia GRATIS!