"¡Compañera de habitación!" La voz de Casey hizo eco en todo el apartamento mientras se acercaba a la cocina.

"¡Acabo de escuchar acerca de ti y Harry! ¿Cómo demonios hiciste para conseguir a ese chico?"

¿Qué demonios?

"¿Quién te dijo eso?"

"Louis." Cuando hice una cara de confusión ella se quejó en voz alta. "¿Louis Tomlinson? Es básicamente la mano derecha de Harry, me sorprende que no lo hayas conocido. De todos modos, Niall le dijo que les pilló, cogidos de la mano y abrazados."

"Sólo somos amigos." Dije tratando de no sólo convencerle a ella, sino también a mí misma.

"Oh cariño, tú no querrás ser sólo su amiga después de verlo en una pelea."

"¿Qué quieres decir?" Pregunte con voz entrecortada involuntariamente.

"Harry es un conocido luchador callejero, ¿no lo sabías?" Negué con la cabeza, Harry nunca me habló sobre peleas.

Sinceramente nunca me gusto la violencia, y sólo de pensar en Harry participando en ese tipo de cosas, hizo sentirme incómoda. ¿Qué más podría estar escondiendo?

"Él tiene una esta noche, tal vez deberíamos ir y sorprenderle."

"Yo no sé si eso sería una buena idea."

"¡Vamos! Él sin camiseta y sudoroso, confía en mí estarás babeando en cuanto lo veas."

"Está bien, déjame prepararme." Casey chillo cuando entré en mi habitación para prepararme por lo que estaba por venir.

-


Sudor, cerveza y sangre atacaron mis sentidos cuando Casey y yo dimos un paso dentro de la arena. Los cuerpos están estrechamente compactados, esperando con entusiasmo la pelea a punto de comenzar.

Un locutor dio un paso dentro del ring, con un micrófono en su mano. La multitud se silencio, lo que le permitió hablar. "¡Lo que viene tenemos un favorito del público, Harry Styles frente a un nuevo competidor, Brock caza!"

La multitud estalló ante la mención del nombre de Harry, que había hecho claramente un impacto en todos ellos. La presencia de Casey desapareció en cuanto ambos competidores se agacharon bajo las cuerdas, y entraron en el ring.

Mi respiración se enganchó cuando chocaban sus guantes, aparentemente señalando que la pelea estaba a punto de comenzar. Mis ojos se enfocaron en Harry mientras él miraba a su contrincante, atento a quién haría el primer movimiento. Finalmente, el hombre más voluminoso trato de golpear a Harry por la derecha, pero él pudo evitarlo fácilmente, con un puñetazo en el estómago de su contrincante. A medida que el otro hombre se tambaleaba hacia atrás, Harry le dio un brusco gancho, y envío a Brock al suelo, inconsciente.

Sudor brillaba fuera de la piel de Harry, el árbitro levantó su brazo derecho, lo que indicó que él era el ganador. El personal médico comenzó arrastrando Brock fuera del ring, pero nadie de la multitud parecía importarle mientras lo abucheaban y le gritaban.

Nada de eso importaba, porque una vez que los ojos de Harry se clavaron en mi todo a mi alrededor desapareció. Confusión, ira y vergüenza brillaron en sus ojos. Él salió del ring y caminó alguna parte, que no pude ver.

"¿No fue que la cosa más sexy que has visto?" Casey gritó en mi oído.

"Totalmente " Dije sarcásticamente, rodando mis ojos. Ver a Harry pelear me hizo sentir enferma, él podría haber sido fácilmente el que yacía en el suelo, inconsciente.

"Hey Leah, Harry me envió aquí. Quiere hablar con usted." Dijo un chico de mediana estatura con un flequillo marrón, después él desapareció junto a Casey. Asentí, y seguí al chico hasta un cuarto trasero.

Cuando entramos, mis ojos inmediatamente localizaron a Harry sentado en el banquillo, y una toalla alrededor de su nuca.

Debió habernos escuchado entrar, porque se giró y dio una pequeña sonrisa.

"Gracias Louis."

El chico, Louis, asintió con la cabeza antes de dejarnos. Crucé la habitación y encerré a Harry en un fuerte abrazo.

"Estaba tan asustada de que acabaras lastimado." Dije en su pecho. Él me hizo callar, mientras cepillaba mi pelo con sus dedos.

"Soy el mejor boxeador de por aquí, nadie me ha vencido todavía." Dijo con orgullo.

"¿Por qué no me lo dijiste? " Le pregunté, mirándole a los ojos.

"Bueno, yo sólo supuse que no estarías conmigo por tener una carrera donde golpeó a gente hasta dejarlas inconscientes."

"Si eso es lo que haces para ganarte la vida, yo no te voy a juzgar. Tengo miedo de tu salud. " Comencé a trazar los gorriones tatuados en su piel, su pecho subía y bajaba lentamente bajo mi toque, una ola de calma cayo entre nosotros.


"Harry algunos- ¡oh lo siento! No sabía que iba a interrumpir". El acento de Niall llenó la habitación. Traté de alejarme de Harry, pero él me mantuvo allí.

"Hay algunas cosas que tengo que hacer, pero por favor no te vayas. Quiero seguir hablando contigo." Asentí, afortunadamente Casey estará de acuerdo en quedarse ya que nos condujo con su coche hasta aquí.

Harry se inclinó hacia abajo. Dándome un beso en la frente antes de caminar tras Niall. Suspiré, ya desapareció el calor que se extendió dentro de mí mientras que estaba entre sus brazos.

Caminé de regreso a la arena, casi toda la gente ya se había ido. Encontré fácilmente a Casey mientras ella saltaba de arriba y abajo delante de un chico con un flequillo marrón.

"¡Leah, ahí estás! ¡Este es Liam, Liam ella es Leah!" Liam era guapo, su pelo marrón hacia arriba, una notable marca de nacimiento en el cuello. Me chocó los cinco, lo que me hizo reír por la manera en que se presentó.

"Encantado de conocerte" Liam me dijo después de que nuestras manos estuvieran de vuelta a nuestro lado. Me gire, "Casey ¿te importaría si nos quedamos hasta tarde? Si no, puedo hacer que Harry me lleve a casa."

"Temo que no puedo, tengo muchos deberes para hacer, ¡es absolutamente ridículo!" Sus chillidos finalmente se detuvieron y suspiré aliviada.

"De acuerdo, te veré más tarde." Ella me dio un fuerte abrazo antes de caminar hacia la salida.

En realidad no estaba tan molesta porque se fuera, hablar a solas con Harry era definitivamente un concepto más tentador.

Ahora, sólo era cuestión de espera.  

Camouflage [h.s] (Español)¡Lee esta historia GRATIS!