Capítulo 12.

377 32 9

Estaba caminando hacia la habitación de mi hermano,ya vestida para salir, con unos pantalones vaqueros rotos,una blusa blanca y una chaqueta de cuero negra.

Toto me abrió,aún llevaba puesta la camiseta del equipo,en sus ojos se veía un enorme cansancio.

-Hola hermanita,¿Pasó algo?-me abrazó a modo de saludo.

-Te venía a avisar de que voy a salir esta noche con Nico.-le miré,esperaba una aprobación de su parte.

-¿Con Nico?-elevó una ceja.

-Sí.¿Quieres venir?-arriesgué con esa pregunta,pero ya sabía de sobra la respuesta...

-No,tengo mucho trabajo.Pásatelo bien.Con cuidado eh.-me besó la megilla y cerró la puerta.

Recibí un mensaje de Nico,me escribió que me esperaría en la pizzería que está a unos metros del hotel.

Me metí en el ascensor y segundos antes de cerrarse la puerta,Lewis entró apresurado.

-Hola July.-sonrió.

-Hola Lewis.¿Bajas?

-Sí.

Cuando el ascensor se puso en marcha nos quedamos en silencio,fue algo muy incómodo.

-Y bueno...¿Vas a salir?.-asentí-¿Necesitas que te acerque a algún sitio?.

-No hace falta,gracias.-salí del ascensor y me dirigí a la salida.-Oye Lewis,¿Te puedo hacer una pregunta?-me giré y miré al británico.

-Dime.

-¿Por qué te comportas así con Nico?Él no tiene culpa de lo que te ha pasado con Nicole.-el se acercó a mi y se rió.

-Siempre consigue quitarme todo lo que quiero,Juliet.-me acarició la megilla.-Algún día te lo contaré,algún día...

-Se me hace tarde, hablamos luego.-salí rápidamente de allí frunciendo el ceño.Pasaba de meterme en problemas con Lewis y Nico.

En cuestión de 10 minutos estaba entrando en la pizzería donde Nico y cuatro personas más me esperaban.

-Por fin llegas pensé que te habías perdido.-Nico sonrió y me dio un beso en la megilla.-Hey,ella es Juliet,mi novia.

Un hombre alto,rubio de unos impresionantes ojos verdes,acompañado de una mujer preciosa me saludaron

-Hola,encantado de conocerte Juliet,yo soy Kimi Raikkonen y ella es mi novia Minttu.-Kimi besó la megilla de su chica,hacían muy buena pareja,eran adorables.

-Yo soy Marcus Ericsson,piloto de Catherham.

-Y yo soy Fernando Alonso,piloto de Ferrari.-dijo Fernando con un notable acento español mientras tomábamos asiento.

-Como podrás ver,bonita,esta es una cena de parejas.Kimi y Minttu se casarán en breves y Marcus y Fernando,bueno,a lo suyo.-todos nos reímos ante la broma de Nico menos Marcus,que le propinó un puñetazo al alemán.

-Y Juliet,¿Alguna vez has visitado España?-preguntó Fernando.

-Sí,me encanta en especial,Galicia.Mi madre,mi hermano y yo íbamos allí varias veces al año.Pero lamentablemente,hace años que no voy.

-Pues toma nota Nico,que así se conquista a una mujer.-Kimi le dio un codazo a Nico.

-¡Oye!A mi no me conquistaste así.-se quejó Minttu.

-Tú eres especial,cariño.-Kimi le sacó la lengua a Minttu.

Y la cena transcurrió así entre bromas y más bromas,cuando pasaban algo más de las doce,Nico y yo decidimos irnos ya que me encontraba bastante cansada.

-Nico,¿Te puedo contar una cosa?-dije cuando me disponía a abrir la puerta de mi habitación.

-Dime.-sonrió.

-Te amo.

-Yo también enana.-le abracé,mis labios rozaron los suyos, para finalmente unirse en perfecta sintonía.

-Juliet,ahora soy yo el que te tiene que preguntar algo.-se sentó en el sofá de mi cuarto.

-¿Pasa algo?-sonreí nerviosa

-¿Que pasó con tú padre y el de Toto?Nunca habláis de él.-me cogió de la mano.

-Es complicado,muy complicado,pero creo que mereces saberlo.-asintió.-Mi madre se casó con un mecánico de Ferrari de los 70,Albert Wolff,mi madre no se casó enamorada,ya que fue un matrimonio concertado.Pero a raíz de ese matrimonio nació Toto,más tarde,Albert murió en un accidente de coche y dejó a mi madre viuda y con un niño de 7 años a su cargo.

-Sigue,bonita.-me incitó Nico,impresionado por la historia.

-Mi madre,cuando conoció al padre de mi hermano,se enamoró de un hombre,mi padre,que nunca llegué a saber como se llamaba,ni a que se dedicaba,a mi madre no le gustaba hablar de ello.Solo sé que dos años después de que el padre de mi hermano muriera,se quedó embarazada de mí y para no interferir en la exitosa carrera que estaba teniendo mi padre en ese momento,nos mudamos a Austria.No obstante,adopté el apellido de Albert.-una lágrima calló en mi megilla.

-¿No te gustaría saber que fue de tu padre,bonita?-insistió Nico,acariciándome la megilla.

-Hombre,sí,me gustaría,pero no sé ni por donde empezar a buscarlo, ¿Sabes?Además he estado toda la vida sin él.

-Juliet,vas a encontrarle,te lo prometo,recorreré cielo mar y tierra.-me besó en los labios.-Aún que,hay que empezar preguntando sobre el padre de tu hermano en Ferrari.

-Gracias Nico, gracias.-le abracé.-Te quiero.

You can be a champion, Nico Rosberg.¡Lee esta historia GRATIS!