** El Nacimiento **

POV. Christian.

He decido trabajar desde mi casa para estar más cerca de mi esposa pues en cualquier momento puede dar a luz a mis dos hermosas pequeñas, luego de dejar a Teddy en la escuela y ver como Ana juega con Phoebe y Ava, voy a la oficina que tengo en mi casa para revisar unos contratos que me ha mandado Ross, estoy metido en mis pensamientos, en las letras de este contrato, no escucho nada pues toda mi concentración esta en el contrato que tengo en mi manos, pero un grito me saca de todos mis pensamientos, mierda Ana, salgo lo más rápido que puedo de la oficina.

Llegó hasta la sala donde encuentro a Ana tocándose la barriga, y Phoebe y Ava mirándolas sorprendidas, me siento rápido al lado de ella, le sujeto fuertemente la mano, ella me aprieta la mano mientras lágrimas salen de sus ojos.

-Ana, respira.- digo nervioso mierda, ya he pasado dos veces por esto pero sigo  igual de nervioso, bueno nunca ha sido 2 en 1.

-Christian, vamos al hospital.- gruñe.

-Ah sí claro.- la ayudó a pararse cuando se aparece Gail.- Gail cuida a las niñas.- le grito sin siquiera ver a Ava y Phoebe, salgo al paso de Ana de la casa.- Taylor la camioneta las bebes viene.- gritó mierda sí que estoy nervioso, pero tengo que transmitirle fuerzas a Ana, la recuesto en mi hombre, mientras ella da grititos de dolor y me aprieta fuertemente las manos.

Taylor llega con la camioneta donde ya he dejado preparado todas las cosas, pañales, ropa, colchas, todo la subo a Ana al coche y yo subo después de ella. Taylor comienza a conducir, mientras veo como Ana aprieta fuertemente mis manos, pero el dolor que debo sentir en las manos no serán nada comparado con el dolor que siente ella, haría cualquier cosa por no verla así, pero solamente puedo darle fuerzas y tratar de tranquilizarla.

-¿Así que mis pequeñas no pueden esperar un mes más?- digo con una sonrisa para darle fuerzas, mientras le acaricio la barriga.

-Deben estar muy impacientes por verte.- me gruñe, mientras sigue con expresiones de dolor en su rostro.

-Pequeñas pro favor no le causen tanto dolor a su mami, y cuando vengan papi les comprará lo que quieran.- hablo a su barriga, si mis socios me ven haciendo esto pensaran que soy un estúpido, pero me importa una mierda, soy el orgullos padre de dos hijos, y ahora de dos más, le acaricio el vientre, y Ana ahora con su mano jala de mi cabello, mierda eso si dolió.

-Lo siento.- dice mientras lágrimas comienzan a salir de sus ojos.

-No te preocupes nena.- le beso los labios.- Hoy puedes pegarme todo lo que quieras.-

Ella sonríe tímidamente, pero sigue con la expresión de dolor en sus rostros, y sus hermosos ojos azules están llenos de lágrimas. La aprieto a mi pecho.- Respira nena.- le digo.-Respiremos juntos.- bueno yo también necesito relajarme así que comienzo a hacerlo, respiramos juntos para calmar el dolor de ella, y los nervios que me están matando  a mí, mierda parezco un padre primerizo.

******************

Ayudó a bajar a Ana del auto cuando Taylor estaciona delante del hospital, se ha calmado un poco en el camino, pero cuando salimos da otro grito, mierda camino lo más rápido que puedo al lado de mi esposa embarazada, Taylor viene detrás de nosotros con una maleta de bebes, seguramente cuando lo contrate jamás pensó hacer esto.

Entramos al hospital.- Soy Christian Grey, mi esposa va dar a luz preparen todo.- gruño y las enfermeras me miran.- Llamen a la doctora Green.- gruño, y en ese momento veo que sale la doctora Green de su consultorio.- Doctora Green prepare todo.-

Siluetas de Cincuenta Sombras - A. Grey.-¡Lee esta historia GRATIS!