局 Extra: 1

11K 1.4K 1K
                                    

Esto pasa en el día 8

Las gotas de sudor daban un recorrido de manera lenta y tortuosa por toda la frente de Jungkook a la misma vez que empapaba su cabello

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

Las gotas de sudor daban un recorrido de manera lenta y tortuosa por toda la frente de Jungkook a la misma vez que empapaba su cabello. Un último gemido salió de su boca al mismo tiempo que su nombre es exclamado por la ronca voz de Taehyung. Se dejó caer al lado del precioso castaño, hundiendo su rostro en la curva de ese hombro y cuello de color canela. Aspiró ese delicioso olor corporal a frutos rojos combinado con el perfume que suele utilizar.

En la amplia habitación el único sonido que se puede percibir es el de sus respiraciones agitadas combinadas con pequeñas risitas, sus corazones golpeteando de manera ruda contra sus pechos.

Unieron sus anatomías en uno de los actos de amor más hermosos que puede existir, sintiendo como sus almas se tomaban el tiempo de entrelazarse entre ellas hasta ser una sola.

—A todo esto... —la voz ronca de Taehyung hizo eco en los adentros de Jungkook. —¿De dónde sacaste lo del cactus?

Jeon soltó una risita, una de sus manos fue a dar a la desnuda cadera del castaño, dando leves caricias a su piel caliente.

—De pequeño, en la casa de los señores Jeon había un pequeño estante repleto de cactus miniatura —hizo una pausa, acomodándose de mejor manera en el pecho de Taehyung—. Mi abuelo, el padre de Rosé, solía regarlos, nunca dejó que nadie se acercara a ellos, hasta que yo nací. Él me dijo que una persona especial debe de ser cuidada con el mismo amor y cariño que un cactus necesita, si los tratas debidamente, ellos crecen volviéndose hermosos —pausó—. El amor debe de ser tratado de esa manera.

—Poético.

—Ay cállate, Kim.

El primero en caer en un profundo sueño fue Taehyung al no soportar el cansancio en su cuerpo al haber estado en movimiento por tanto tiempo, además de la acumulación de sensaciones que lo trasladaron a otra dimensión. Jungkook, por su parte, trató de regular un poco su respiración antes de imitar a su novio quedándose dormido.

Cuatro horas más tarde, justo cuando el reloj marcó las dos con treinta minutos de la tarde, Jungkook se removió incomodo en su lugar, su cuello doliendo por haber estado en la misma posición por tanto tiempo. Con la palma de su mano tapó el bostezo que se escapó de su boca al mismo tiempo que se puso de pie sintiendo el frío del suelo colándose por sus pies desnudos erizando su piel y causándole un escalofrío.

De puntitas se dirigió hasta el baño de su mayor, buscando una toalla limpia con la mirada hasta encontrarla perfectamente doblada en uno de los muebles. Abrió el grifo y en él, colocó la toalla mojándola un poco de agua tibia. Tallando uno de sus ojos intentando mirar mejor, se devolvió a la cama donde se quedó de pie unos cuantos segundos admirando el cuerpo desnudo que dormía plácidamente, con solo una de sus piernas cubiertas por una sábana blanca, su cabello esparcido evadiendo su bello rostro, su respiración tranquila movía su cuerpo despacio y su rostro sereno le hizo saber que Taehyung se encontraba en perfectas condiciones.

Car Wash | KOOKVDonde viven las historias. Desc繳brelo ahora