Capítulo 20

2.1K 185 6

Zayn recapacitaba las posibilidades que tenía de salir airoso de esa situación. Eran muy pocas. Pero tenía la ventaja de ser un hombre semidesnudo, que eso siempre ayudaba y más si el que tiene delante es un picaflor como Liam. Nunca se le había pasado por la cabeza seducir a su amigo, pero en ese caso se le ocurrió de inmediato. Era la única opción, se juró a sí mismo. No podía hablar así que ¿qué más podía hacer? Pero si era sincero, tenía que admitir que le divertía la situación. Sin duda, era un morboso, pensó risueño Zayn. Debería estar histérico por la posibilidad de que lo pillaran y en vez de eso, estaba emocionado por las posibilidades de divertirse de lo lindo, con el engaño.

Pero su amigo no estaba tan feliz. Liam irradiaba rabia por cada poro de su piel. Deseaba tanto a su mejor amigo que había llegado a hacer y convertirse en lo peor esa misma noche. Y el imbécil de Louis que lo tenía para él no sabía aprovecharlo. Ese desconocido frente a él sería probablemente su amante o algo parecido. Y no solo no lo despreciaba, sino que lo deseaba. Como esa misma noche había descubierto, ¡era un pervertido! Primero fantaseaba con su mejor amigo para poder excitarse para acostarse con otro y ahora deseaba al probable amante del novio de éste. Toda la noche buscando a alguien que le quitara de la cabeza el deseo por Zayn y ¿tenía que ser ese? ¡Era lo peor! se reclamó Liam furioso consigo mismo.

Zayn caminó hacía el escritorio, se sentó en la mesa, cruzó las piernas con gesto sensual y ladeó levemente la cabeza para indicar que lo observaba de arriba a abajo.

Liam se puso nervioso. Ese chico tenía el descaro de analizarlo como si fuese un trozo de carne en venta. Era posible que eso fuera lo que hacían todos, pero nunca había visto a uno tan cómodo con ese papel. Parecía manejar la situación sin ni siquiera haber hablado. Pero él se negó a olvidar para qué estaba allí. Le preguntaría todo lo necesario para descubrir a Louis frente a Zayn y que así lo dejara. Pero no lo hacía para que Zayn estuviera soltero de nuevo, sino por su propio bien.

Con cada ojeada al exuberante hombre frente a él se le olvidaba aún más el hecho de que su amigo le provocara algo más que cariño. Nada empezaba a importar, y no porque perdiese valor, sino porque su sangre comenzó a acumularse en su entrepierna y no le llegaba la suficiente al cerebro para razonar ¡Tenía unos ojos preciosos! Eran violeta, estaba claro que eran lentillas. Pero eran enormes e impactantes ¡Que pena que tuviese ese antifaz!, pensó Liam excitado.

Sacudió la cabeza intentando sacar de ella todos los pensamientos lascivos que no dejaban de formarse. Zayn lo miró y supo que los instintos de él lo controlaban. Zayn rió divertido ante la expresión sombría de él y Liam consiguió decir algo para salir al paso.

- ¿Cómo te llamas? -preguntó seco. Pero Zayn no respondió, solo sonrió, se levantó y caminó muy sensual hacía él, pasándolo de largo para ir hacia el sofá. Liam contuvo la respiración al notar que ese hombre misterioso le rozaba el brazo con el suyo al pasar junto a él. Se dijo que tenía que calmarse, ir al grano y largarse muy rápido de allí- ¿De qué conoces a Louis? -continuó el interrogatorio al no obtener respuesta- Es el novio de mi mejor amigo ¿sabes? Y no me pienso quedar de brazos cruzados mientras él lo engaña con cuanto fulano se le cruza.

Zayn levantó la mirada y lo fulminó. Lo había llamado fulano y nunca nadie saldría airoso de tal acción. Ni siquiera él. Le daba igual que no supiera qué estaba pasando o que en realidad él no era el otro, sino el novio. Pero pensar que pudiera calificar a su "otra vida" de tal modo ¡lo enfureció! Se levantó de un salto, frunciendo el ceño caminó muy despacio, erguido, orgulloso y decidido hacia el imbécil que había osado insultarlo.

Liam estaba maravillado observándolo. Pensó que nunca en toda su vida había estado más excitado. Era puro fuego. Sabía que estaba enfadado, pero le dio igual. No pudo evitarlo ¡Lo besó!

Más Que Amigos, Menos Que amantes. Ziam¡Lee esta historia GRATIS!