-Enserio…. ¿Que pasa?- escuche su voz acercarse a nosotras, solo me detuve a mirar a Anna fijamente, senti como una sonrisa divertida de asomaba en mis labios inconscientemente, Anna literalmente temblaba

-QUE ESTA…- escuche decir a mi amiga pero la corte

-Margaret, Déjala que hable- dije con una sonrisa- Anna, adelante, dile a tu novio exactamente lo que me decías hace unos segundos-

-Que..- pude distinguir como cambiaba su postura a medida que sus palabras salían de su boca-La felicitaba, por ser la Hero Girl de esta noche- la mire incrédula…. como era capaz de mentirle a Enrique de esa manera…

Lo mire unos segundos antes de perderme en el pasillo con Margaret, sabia que había entendido mis palabras con la mirada, desde aquel momento en que me subieron a aquella tarima, sentí una extraña convención entre nuestras miradas, como si ella dijeran mucho mas que nuestras propias palabras. Al final de la noche me encontré a Vic en la puerta de salida, conversaba con alguien de seguridad, pude notar que se percato de mi presencia, pues, a medida que me acercaba a la salida con Margaret, pude percatarme que una sonrisa se asomaba en sus labios.

-Gracias por todo Vic- dije agradecida mientras la abrazaba fuertemente, ella era una de las amigas mas sinceras que había conocido, le debía el haber tenido el mejor día de mi cumpleaños, hace muchos años no disfrutaba un cumpleaños como el de hoy.

-Ni que lo digas- contesto de la misma manera- Sabes que siempre contaras conmigo, pase lo que pase-

-¿Y que haras? ¿Te regresaras con nosotras?-

-No- sonrío- Me ire a España esta noche a visitar a mi familia,, hace años que no los veo-

-Te deseo toda la suerte del mundo-

-Y yo a ti Barb- Sonrio- Happy Birthday-

-Gracias amiga- conteste de la manera mas sincera, Vic había demostrado en todo este tiempo, es ser una amiga leal, y de eso estaba sumamente agradecida

-Por cierto… no seas tan mala con Enrique ¿eh?- la vi desaparecer por la muerta con aquella alegría que la caracterizaba.

…………………………………………………………………………………..

-¡BARBARA! Espera!- escuche su voz a medida que caminaba con Margaret, nos disponíamos a buscar el taxi, enseguida sentí como el cuerpo de mi amiga temblaba mientras me tomaba de la mano fuertemente 

-Amiga, dime que estoy soñando y que Enrique Iglesias no esta caminado detrás de nosotras-

-Margaret controlate- susurre mientras veía como Enrique se acercaba a nosotras, respire profundamente, debía admitir que volvía a sentir esas mariposas traicioneras en mi estomago a medida que se acercaba, estaba mas hermoso que la ultima vez que lo había visto

-Te quería decir que estas muy hermosa hoy- dijo mientas me miraba a los ojos fijamente, sonreí.

-Gracias Enrique-

-¿Quieren que las llevemos a algún lado?-

-Siii- exclamo mi amiga quien se encontraba en chock desde hacia unos segundos, sonreí y negué con la cabeza

-Eres muy amable Enrique, pero preferimos irnos en taxi, los paparazzis están detrás de ti, no quiero que se preste para malos entendidos-

-A mi no me importa lo que piensen los paparazzis- dijo mientras se acercaba cautelosamente a nuestro encuentro,- ¿Y  a ti?-

HeartBeat¡Lee esta historia GRATIS!