Capitulo 14 "Te odio"

391 18 1

-Alba...

-¿Como que no me ilusione?- lo interrumpí

-Alba, es que...

-¡Es que nada Facundo!- me paré de golpe y el hizo lo mismo- Facundo, yo me entregué a ti...- varias lágrimas se apoderaron de mi rostro- Para que ahora me salgas con esto de que no me ilusione...

-¡Alba por favor déjame hablar! 

-¡No! ¡Te odio Gambandé! ¡Te odio!- me fuí corriendo. 

¡¿Como pude ser tan estúpida?! ¡¿Como pude entregarme a el como si nada?! ¡Le entregué mi cuerpo! ¡Le entregué mi amor! ¡Lo odio! 

Desperté lentamente, tenía jaqueca, me había quedado dormida llorando por el imbécil de Facundo. Sonó el timbre y me paré a abrir. 

-Hola Alba, ¿Lista para...?- Vane me miró bien- Alba...¿que te pasó?

-Que la primera vez que me ilusiono con alguien, me sale todo terrible. 

-Cuéntame...¿Que paso? 

-Ayer... ayer me acosté con Facundo. 

-¿Que?

-Y lo peor, es que después me dijo que no me ilusionara con el, El me utilizó Vanessa ¿entiendes? 

-Ven amiga...-me jaló los brazos y me abrazó muy fuerte.

-Oye...eres mi amiga, me voy a quedar contigo, así que no iré a el cumple de mi novio...

-Gracias Vane, te quiero. 

-Te quiero... pero primero que todo, necesitas darte una ducha, y cambiarte. 

-Okay, ya voy.

Entré a la ducha. Por desgracia no me podía sacar al idiota de Facu de la cabeza. ¡Quiero olvidarme de el! ¡Para siempre! ¡Lo odio!

Salí, me vestí. Miré el reloj, apenas me di cuenta que hoy no fuí a la escuela, ya que me había quedado dormida. Ya que hoy no iba a salir, no Me importó que ya era de día, me puse una pijama. Vane entró a la habitación, y empezamos a ver una película, una película de miedo. A cada instante recibía un mensaje, y todos eran de Facundo, no le respondí, hasta me llegó un momento, en el que ya estaba muy molesta, y le contesté "Vete al diablo Gambandé!" Y de allí no me envió mas mensajes. 

Después de la película, nos pusimos a comer helado. 

-No entiendo, el dijo que estaba enamorado de ti- me dijo Vane y puso la cuchara con helado en su boca. 

-Es un imbécil, idiota, estúpido, Hijo de p...

-Alba- me interrumpió- ¿estas ebria? 

-No, ¿que te pasa?

-Es... como actúas. 

-Vane, me conoces, el helado es como alcohol para mi- las dos reímos. 

-Si, ya lo se.

Después se nos ocurrió hacer un karaoke.

-Si mis lágrimas fueron envano, si al final yo te amé demasiado, como yo, como yo, nadie te ha amado- cantaba desesperada. Bueno, en realidad no cantaba, estaba, digamos que gritando.

Después de varias canciones, de reír sin parar. Sin darnos cuenta se hizo de noche. Así que salimos al mercado a comprar cosas para hacer la comida. 

-Papás, salchichas, salsa- me decía Vane mientras yo ponía todo en el carrito.

-Okay, creo que ya es todo, vamos- fuimos para la caja y pagamos. 

Llegamos al departamento, cocinamos papas fritas. Empezamos a comer, terminamos y yo me fui para la cama a dormir, ya que Vane se ofreció a limpiar todo. Me quedé profundamente dormida. 

Desperté y escuché una voz, era la de Vanessa.

-Okay, pero yo Estuve con ella, está muy dolida- Vane hablaba por el celular- ¿Como que ella no te dejó hablar? Espera...entonces, ¿Alba entendió mal lo que le dijiste? ¿Hablas en serio Facundo. 

---------------------------------

¿Sigoooo?

TODO DE MI!¡Lee esta historia GRATIS!