sesenta.

442 30 0

Tu amigo prometió venir a verme luego del colegio.

Salimos y estaba en las escaleras de entrada.

Fui a saludarlo y sus brazos me envolvieron.

Se sentía bien, pero no eran tus abrazos.

Te acercaste y le saludaste.

Luego él tomó mi mano y me dijo que nos fuéramos.

Dijo que era hora de tomar café juntos, literalmente.

Nos despedimos de ti y nos fuimos.

¿Recuerdas?¡Lee esta historia GRATIS!