Los planes de hoy - Cap 13

8.7K 796 104
                                    

Escuché el vibrar de mi celular en alguna parte de donde me encontraba. Abrí los ojos lentamente. Me había quedado dormida después de haber estado con Kento. Me levanté y busqué mi celular guiada por el ruido que hacía.

-"aló?"- dije con una voz bastante ronca.
-"y/n!!! Dónde estás?"- era Hayumi, se escuchaba bastante preocupada.

Pensé un momento en qué responderle, no podía decirle que había estado teniendo relaciones con dos hombres el mismo día, sus preguntas nunca cesarían y yo tenía demasiado sueño para contarle los detalles.

-"y/n?"- volvió a llamarme.
-"disculpa, tengo sueño, qué hora es?"- dije alejando me teléfono de mi oído para ver la hora en la pantalla. 2:46 AM
-"No me cambies de tema!!"- replicó Hayumi.
Suspiré.-"estoy con unos amigos."- dije.
-"amigos? De dónde?"- preguntó.
-"amigos de mi tía, los conocí en la panadería."- respondí.
-"mmm bien pero por qué tus papás no saben? Me llamaron preguntándome si estabas conmigo, al parecer no respondías y de milagro respondiste mi llamada.- siguió interrogando.
-"mmm creo que no me ha entrado ninguna llamada de ellos."- dije buscando alguna llamada perdida de mi padre o madre pero no había ninguna. Pensé en que algunas señales no podrían llegar bien a la zona.
-"me contarás todo luego, tengo sueño, adiós tonta."- dijo despidiéndose.

Rápidamente entré a ver mis mensajes y tenía varios de parte de mis padres pero no habían sonado por tener la app silenciada. Escribí un mensaje avisándoles que sí estaba con Hayumi y que habíamos visto películas hasta tarde. Enseguida respondieron diciendo que por favor tenga cuidado y que les avise a la hora en la que regresaría. Les di las buenas noches y avise que en la tarde estaría en casa.
Volví a suspirar y escuché unos quejidos en el cuarto.
La noche estaba bastante oscura y el alumbrado peatonal no entraba bien a este lugar por la variedad de vegetación que había al rededor. Busqué de dónde provino el quejido y vi la silueta de Nanami en la cama. Durmiendo boca abajo y con la espalda descubierta.
"Que bien se ve este hombre siempre" pensé.
Me eché en la cama y volví a dormir.

Sentí un movimiento al lado mío y vagamente abrí los ojos.

-"Nanami?"- pregunté al verlo levantándose de la cama.
-"disculpa, no quise despertarte."- dijo girando a mirarme.

Negué con la cabeza ligeramente.

-"qué hora es?"- pregunté.
-"09:00 am."- respondió viendo la pantalla de su celular.

Kento se incorporó de la cama dejándome ver los músculos de su espalda a través de la fina tela de una camisa. Tenía puesto los pantalones de el traje que usaba cuando lo conocí pero esta vez usaba una camisa negra.

Recuerdos sobre la noche pasada vinieron a mi cabeza. Volví a tener pensamientos lascivos sobre este hombre.

-"Kento."- lo llamé, viendo que se hacía un nudo a la corbata en el mismo espejo que había presenciado todo el show de ayer.
-"Si?"- respondió intentando no mirarme aunque bastante serio. Las sábanas se habían bajado un poco dejando a la vista mi pecho desnudo. Noté un ligero sonrojo.
-"Tienes planes para hoy?"- pregunté pegando mis antebrazos al pecho provocando que estos se levantaran y yo tuviera una apariencia más inocente. La pregunta era claramente una invitación a seguir lo de anoche.
-"No realmente, iba a verme con Gojo luego de llevarte a tu casa."- confesó aún sin mirarme.
-"bien."- acto seguido lo agarré de la muñeca tumbándolo a la cama para subirme sobre él. Estaba sentada sobre su miembro y tenía sus dos muñecas agarradas cada una al lado de su cabeza.
-"qué haces?"- preguntó asombrado y con los ojos bien abiertos, sin embargo, sus lindos ojos no miraban mi cara precisamente.
-"qué crees que hago?"- dije para empezar a frotarme un poco contra una ligera erección matutina que noté en sus pantalones.
-"tch."- dijo el rubio abajo
-"no te gusta?"- dije acercándome a su cuello para empezar a dejar húmedos besos.-"puedo parar si quieres."
Sentía como su erección iba creciendo a medida que dejaba besos sobre él.
-"ya empezaste esto, hazte cargo."- respondió.
Sin decir nada decidí empezar a besarlo, abriéndome espacio a su boca con mi lengua. Continué con los movimientos de mi cadera y sentí como se zafaba de mi agarre fácilmente y agarraba mis caderas para frotarse más.
Me separé de él para soltar un ligero gemido.
En eso escuchamos la puerta del cuarto abriéndose. Ambos giramos sorprendidos y en la puerta no vimos a nada más ni nada menos que a un conocido albino con una sonrisa mirándonos a ambos.
Mi cara ardió nuevamente pero no era lo único que estaba caliente.

YA SABEN LO QUE SE VIEEEENEEEEEEEEE. A esta historia no le quedan más que uno o dos caps por lo que espero que hayan disfrutado y disfruten hasta el último momento. Próximamente vendrás más historias y aún mejores. Gracias por todo el apoyo que le han dado a esta historia. Tengan un gran día/tarde/noche, sean respetuosxs con todxs, les mando un beso~

Extra Hours | Gojo S. & Kento N. (Nsfw)Donde viven las historias. Descúbrelo ahora