-Necesitamos agua y un cuenco con gusanos. ¿Podrás conseguirlo? –pregunté yo.

Ella se sorprendió.

-¿Esa fuente de allí fuera funciona? –le preguntó Dean.

-No puedo dejaros que convoquéis alguna deidad del infierno en los terrenos del convento.

-Solo vamos a hacer un hechizo para invocar el reflejo de la diosa en el agua –aclaró Dean acercándose a ella.

-¿Y si se va fuera de control, Dean? –empezó a hablar rápido.

-Salvar vidas exige elecciones que no estás dispuesta a tomar –hizo una pausa- Ahora ve a orar y déjame trabajar.

Eso hizo que la joven se fuera de la habitación. Dean se acercó a mí y yo le di una palmada.

-¿Era realmente necesario? –dije algo cabreada al ver como la había tratado.

Acto seguido, salí de la habitación y me fui con Claire.

-Quería disculparme por él.. –murmuré, entonces ella se detuvo y se giró para mirarme.

-¿Sabes qué pasa? Que ya estoy cansada.

Agachó la cabeza unos segundos, se estaba emocionando.

-Des de que lo conocí nuestra relación siempre ha sido igual. Con él cuando crees que estás arriba, estás abajo. Y cuando crees que lo estás haciendo bien lo haces mal.

Yo aparté la mirada y empecé a pensar.

-Sé que estás con él. Créeme, he estado donde estás tú y debo advertirte de que no te va a hacer ningún bien.

-No es lo mismo, Claire –susurré.

-Si lo es.. Mira, Dean es un buen chico, de verdad que sí. Pero la vida que lleva es sólo dolor y arrastra a todo el mundo que se acerca. Debes alejarte de él ahora que tienes tiempo.

-Ya es tarde –le dije mirándola directa a los ojos- Dean y yo tenemos una hija. Y hasta hace poco tuvimos también tuvimos un niño.. –las últimas palabras me dolieron.

Ella se llevó la mano a la boca.

-Por eso este tema de los bebés secuestrados le pone un poco de los nervios. No quiere que le pase lo mismo a otros padres.. porque es horrible perder a un hijo.

-Lo siento ____.. yo no sabía..

-Tranquila –la interrumpí.

________________

Unos minutos más tarde estaba de nuevo en la fuente con Dean y llevaba el cuenco lleno de gusanos en mis manos. Él estaba allí apoyado esperándome.

-¿Lo tienes? –me preguntó.

-Sí –entonces le di el cuenco y la nota con el hechizo apuntado- ¿Quieres que mejor lo haga yo?

Él me miró algo desorientado.

-¿Quieres? –me preguntó educadamente.

Yo asentí y me puse en su lugar.

-Axis mundis, produco tuus vires. Axis mundis, produco tuus vires.

Abrí los ojos y cogí el cuenco de las manos de Dean, que lo sujetaban con firmeza. Lo tiré al agua y esperé unos segundos.

Entonces en el agua apareció la imagen del Lamashtu que obviamente ocupaba el cuerpo de una monja.

________________

-Si el Lamashtu quiere un bebé, entonces le daremos uno –dije yo.

Estábamos de nuevo en la habitación cerrada con los bancos.

-¿Vais a utilizar a un bebé de cebo? –preguntó algo nerviosa.

-Es la única manera de que nos conduzca hacia su alijo –respondió Dean- Quizás el bebé que secuestró siga vivo.

-Pero eso es arriesgarse mucho.

-Bueno, no hemos dicho que no hubiera riesgos.

Se miraron unos segundos sin volver a decir palabra. La tensión se podía notar entre ellos.

-Mientras ____ y yo nos quedamos esperando al Lamashtu necesitamos que tu vayas a la habitación de la monja y que busques un amuleto con un símbolo –continuó explicando.

-¿Cómo es el símbolo?

-Cuerpo de hombre y cabeza de león o perro –entré a la conversación- cuernos, garras y alas.

-¿Para qué lo queréis? –preguntó intrigada.

-Es el símbolo de Pazuzu, un demonio muy cabrón –dije yo- Solía ser el alma gemela de Lamashtu..

-Pero ahora ella le odia.. –acabó la frase Dean.

-No podemos matarla, pero cuando estemos con Lamashtu tenemos que invocar a Pazuzu y él se la llevará –continué yo.

‘Llevo una máscara. Y esa máscara no es para ocultar quién soy, sino para crear lo que soy’

Espero que os guste:3 ¿Creeis que pasará algo cuando estén luchando con el monstruo? ¿O que pasará algo entre Claire y Dean? Porque donde hubo llamas.. quedan cenizas. Votad y comentad para mas*-*

Darker than black [Dean Winchester y tu]¡Lee esta historia GRATIS!