13. Desconocido

555 50 5
                                              

CAPÍTULO 13.

Llegué a la dirección que me había indicado por el correo Eva, mi jefa. Frente a mi estaba el gran edificio que se encontraba en medio de la ciudad, de tan solo ver lo alto que era me puse nerviosa.

Después de un minuto dudando si entrar o no, tomé aire y quitando todo tipo de pensamientos negativos comencé a caminar hacia la entrada con toda la confianza del mundo y sintiéndome segura de mí misma con cada paso que daba.

Me dirigí hacia el salón donde se encontraba la pasarela y al momento de entrar me topé con una gran cantidad de modelos, maquilladoras, diseñadoras y organizadores, todos haciendo su trabajo. Mis ojos brillaron de emoción y una felicidad recorrió mi cuerpo al encontrarme por fin en un lugar así y al mismo tiempo poder ser parte de esto.

-¿Amanda? -dijo un hombre de traje acercándose a mi-

Mis ojos se abrieron como plato al notar lo atractivo y joven que era.

-Si, soy yo -dije con seguridad presentándome-

-Soy Christian, el organizador -dijo estirando su mano para saludar y se la di de vuelta-

-Mucho gusto -le sonreí-

-Igualmente -dijo- Ven, sígueme, te mostraré como trabajamos y lo que harás durante esta pasarela.

Fui caminando detrás de él mientras lo observaba, era un hombre alto y musculoso, su cabello era castaño claro y sus ojos de un verde intenso. Llevaba un traje negro, corbata del mismo color y camisa blanca que se adhería perfectamente a su cuerpo. Debía de tener unos 30 años.

Madre mía, que hombre.

Christian comenzó a presentarme a las demás personas y a mostrarme el lugar, una vez que ya me sentía más familiarizada en el ambiente me llevó al espacio en donde preparaban a las modelos.

Comenzaron a maquillarme, para luego peinarme y vestirme, me sentía totalmente distinta al estilo que suelo llevar, pero me encantó. Cuando ya todas estábamos listas fuimos en una fila hacia la pasarela, este no era un show oficial, sino más de preparación, Christian me había comunicado que dentro de unos días se realizaría el evento verdadero. De todas formas, me sentía nerviosa al pisar la enorme pista, nunca había estado sobre una.

Las coordinadoras me explicaron en qué momento debía salir a escena y también como debía hacerlo. Una vez que fue mi turno salí con la música de fondo, comencé a caminar de la forma en que me habían mostrado y todas las veces que me pasé viendo America's Next Top Model por fin valían la pena. Apliqué toda mi sabiduría.

Cuando terminamos bajé del escenario y Christian se acercó a mí.

-¿Es la primera vez que modelas? -me preguntó-

-Sí -respondí nerviosa al pensar que quizás lo había hecho mal y por eso me preguntaba-

-Dios, estuviste increíble, para ser tu primera vez te presentaste de maravilla -dijo con alegría-

Una sonrisa de felicidad y emoción invadió mi rostro -Muchas gracias, significa mucho para mí.

-Definitivamente causaras furor en el show -dijo y me tocó el hombro- Nos vemos Amanda, gracias por venir.

-Gracias a ti.

Volví a casa aún sonriente, nadie podría borrarme la felicidad que tenía en este momento, o eso creí.

Entré a Instagram y nuevamente lo primero que me apareció fue la historia de Evan, en esta también aparecía con Valeria, y muy abrazados. Sentí un calor recorrer mi rostro de rabia y mi estomago apretarse. Al mismo tiempo un mensaje de Nick apareció en mis notificaciones.

Aprendiendo a amarDonde viven las historias. Descúbrelo ahora