Capítulo 17.

26 3 0

Luego de ver por la ventana que el avión despegó fui a la salida y subí a un taxi, le indique la dirección de la casa de Louis y en unos 20 minutos llegué, pagué y salí del auto. Caminé hasta la puerta y toque el timbre Jay con algo de sorpresa y felicidad me abrió e invitó a pasar

Jay: Hola preciosa! Como has perdón, han estado?

Tu: Muy bien, gracias y ustedes?

Jay: Bien, quieres algo de beber?

Tu: Agua, por favor

Jay: Bien, toma asiento en seguida vuelvo... Aquí querida

Tu: Gracias, ah y gracias por ese postre! De verdad tienes unas manos excelentes para la gastronomía!

Jay: Oh, muchas gracias y espero lo hayan disfrutado

Tu: Ten por seguro que si lo hicimos, a los tres nos encantó

Jay: Me alegro mucho, me dijo que lo ibas a acompañar a el aeropuerto

Tu: Oh, si de hecho vengo de allí, luego de ver que el avión despegó, me vine a visitar

Jay: Es lindo tenerte por aquí, cuando es tu próximo control?

Tu: El 11 de febrero -dije con algo de tristezas

Jay: No estas feliz? Que pasa querida?

Tu: Claro que si, es que iré sola, pensaba pedirle a Louis que me acompañara si es que no tenia nada para hacer... Pero se fue

Jay: Oh cielo,lo siento... Pero yo podría acompañarte, si quieres

Tu: Vendrías? Me encantaría que vengas, seria lindo tener a alguien a mi lado en estos momentos

Jay: Bien entonces luego me dices la hora y te paso a buscar

Tu: Muchas gracias, de verdad gracias

Jay: No me agradezcas, te me haces muy buena persona, y me caes muy bien

Luego de hablar con Jay, se hizo algo tarde en pocas palabras se me fue la hora y para agregar más se largo una lluvia importante

Jay: Querida, ve como llueve, no puedo dejar que te vayas así! Mira si te pasa algo, puedes resbalar o agarrarte un resfriado!

Tu: No hay problema, iré en taxi, no te preocupes

Jay: Claro que me preocupo, tu te quedas, las niñas hoy fueron a casa de una amiga, y el cuarto de Louis esta en orden

Tu: De verdad, no quiero molestar

Jay: Por favor, nunca molestarías, vamos te mostraré donde está la habitacion y te daré algo para dormir

Tu: Bueno, usted manda

Jay me guió a la habitación de Louis, estaba decorada como la de un adolescente, habían portarretratos con fotos de él y su familia, con amigos, y de él jugando fútbol, me senté enla cama mientras que Jay fue a buscarme un piyama para dormir, cuando regresó, me tendió sobre la cama un camisón muy bonito, le agradecí y luego fuimos a la cocina

Jay: Me ayudas a a preparar la cena?

Tu: Claro, dime que hacer y lo haré

Preparamos una sopa de vegetales, picamos las verduras necesarias y luego ella las puso a hervir. También preparo una crema tipo chantillí con duraznos que tenía pinta de estar deliciosa, la dejo en la heladera y revisó la sopa, al cabo de unos minutos ya estaba cocinada, la sirvió y cenamos los tres, su esposo que estaba viendo fútbol en su habitación.

Cuando terminamos la sopa conversamos de temas que se daban en el momento,les conté de mi vida y dijeron apoyarme y ayudarmeen lo que puedan, lo cual les agradecí, luego Jay trajo unas copas para postres y sirvió la crema con los duraznos.

Tu payasa.¡Lee esta historia GRATIS!